Staff Correo

Guanajuato.- El asesinato de Javier Barajas Piña, integrante de la Comisión Estatal de Búsqueda de Personas Desaparecidas y hermano de la maestra Guadalupe Barajas, generó una gran polémica no solo en Guanajuato sino a nivel internacional, pues instancias como la ONU exigieron justicia ante este hecho.

El eco llegó a tal punto que el día de ayer a la denuncia también se unieron la Unión Europea, así como las naciones de Noruega y Suiza.

La Delegación de la Unión Europea, Noruega y Suiza emitió una declaración para denunciar el asesinato de Barajas Piña el pasado 30 de mayo en Salvatierra en la cual señalaron:

“El Sr. Barajas Piña era una persona defensora de derechos humanos y su asesinato por desconocidos, después de integrarse a la Comisión Estatal de Búsqueda, es aún más deplorable”.

En el mismo documento, dieron a conocer un resumen del caso en donde señalaron que Javier Barajas se unió a la Comisión Estatal de Búsqueda luego de que su hermana fuera víctima de desaparición forzada el 29 de febrero de 2020. Además, recalcaron la importancia de que los integrantes y colaboradores de estos grupos de búsqueda se encuentren seguros cuando realizan su importante labor.

“Expresamos nuestra preocupación por la falta de resultados en las investigaciones abiertas para esclarecer casos anteriores de asesinatos de personas defensoras de derechos humanos en México”, se puede leer en el documento.  

La Delegación resaltó su preocupación por la falta de resultados en las investigaciones que se han llevado a cabo para esclarecer los asesinatos de los defensores de derechos humanos en México. Además, recalcaron la importancia de tener un proceso transparente y así evitar las “zonas de silencio” que obstruyen el trabajo de los defensores.

“Instamos a las autoridades mexicanas competentes a hacer uso de todos los medios a su alcance para garantizar la protección de todas las personas defensoras de derechos humanos en México. Asimismo, instamos a las autoridades a que el asesinato del Sr. Barajas Piña no quede impune”, finaliza el documento.

Los hechos

Fue el pasado 30 de mayo cuando alrededor de las 23 horas se alertó a las autoridades de varias detonaciones por arma de fuego. Al llegar al lugar, elementos de seguridad localizaron a la víctima en el suelo, que más tarde se confirmaría como Javier Barajas, quien murió tras recibir 15 disparos.

Fue la Comisión Estatal de Búsqueda de Personas quien lo identificó como uno de sus integrantes  adscrito al área de búsqueda en campo.

“Él venía de ser víctima y precisamente por el tema de su hermana, y pues se sumó con nosotros, y la verdad es que siempre pues dispuesto a trabajar y apoyar”, expresó al respecto el titular de la comisión, Héctor Díaz Ezquerra.

Gobernador propone “replantear” las labores de búsqueda en Guanajuato

Tras el asesinato de Javier Barajas, el gobernador Diego Sinhue negó que las familias pertenecientes al proceso de búsqueda se encontraran desprotegidas durante las investigaciones. En este sentido, propuso el replanteamiento de la metodología, pues sostuvo que pudiese haber “fugas de información” que pudieran poner en riesgo a los buscadores en el estado.

“Siempre hemos estado acompañando. Yo soy testigo de que la Guardia y las Fuerzas del Estado, siempre en todas las búsquedas —con la Comisión de Búsqueda— siempre hemos estado. Cada que hemos recibido un oficio, los hemos ido acompañando; inclusive cuando vino la Caravana Internacional se abrieron las puertas de los ceresos, de la fiscalía, de donde ellos pidieron… siempre hemos estado y hay que seguirlos acompañando porque es un tema importante”, resaltó el gobernador.

Ligan su asesinato con su labor

El 2 de junio, Karla Quintana, titular de la Comisión Nacional de Búsqueda, expuso como fuerte hipótesis que el asesinato estuvo directamente conectado con sus acciones de búsqueda en el estado.

“Las amenazas y el peligro que se tiene en la búsqueda es porque hemos encontrado más fosas. Todos los hallazgos han sido públicos y por supuesto que para nosotros el asesinato de Javier está directamente relacionado con sus acciones de búsqueda. Esto claramente les corresponde a las autoridades de la Fiscalía investigar, pero para nosotros es una fuerte hipótesis de búsqueda que tiene que abrirse”.

Karla Quintana apuntó que como funcionario en la Comisión de Búsqueda Estatal, Javier trabajaba en conjunto con la Comisión Nacional de Búsqueda, realizando actividades en campo y en gabinete.

ONU denuncia crimen y exige justicia

A través de un comunicado de prensa la Organización de Naciones Unidad de Derechos Humanos (ONU-DH), reiteró la condena del caso a diez días del terrible acto y exhortó a las autoridades de procuración y administración de justicia del Estado para que dicho crimen sea esclarecido y los culpables sean castigados.

Guillermo Fernández, representante de la ONU- DH en México señaló que las agresiones y amenazas en contra del personal de las comisiones y colectivos de búsqueda, debe de llevar a la reflexión sobre las condiciones en las que se está realizando este trabajo, y así adoptar las medidas de protección necesarias por parte de autoridades estatales y federales.