Redacción
Salvatierra.-
Javier Barajas Piña, integrante de la Comisión Estatal de Búsqueda de Personas Desaparecidas, fue asesinado a balazos el pasado 30 de mayo en Salvatierra, Guanajuato.

Los hechos se registraron a las 23:30 horas del sábado sobre la calle Abasolo, entre las calles Guillermo Prieto y Altamirano, cuando un reporte ciudadano alertó a las autoridades de varias detonaciones por arma de fuego.

Al llegar los elementos de seguridad y la Cruz Roja encontraron a Javier tirado sobre la banqueta, lamentablemente sin vida a causa de 15 disparos en su cuerpo.

Fue la Comisión Estatal de Búsqueda de Personas, quien identificó a Javier Barajas como uno de sus integrantes  adscrito al área de búsqueda en campo.

Javier Barajas Piña, era hermano de la maestra Guadalupe Barajas Piña, desparecida el  29 de febrero de 2020 en Salvatierra y localizada sin vida un año después en una fosa clandestina del mismo municipio.

Lee más : Encuentran el cuerpo de la maestra Lupita en una fosa clandestina de Salvatierra

“La verdad era bien dedicado y entregado, él venía de ser víctima y precisamente por el tema de su hermana, y pues se sumó con nosotros, y la verdad es que siempre pues dispuesto a trabajar y apoyar”, expresó al respecto el titular de la comisión, Héctor Díaz Ezquerra.

Javier Barajas, abogado de profesión, estuvo al frente de la búsqueda de su hermana, desde el día de su desaparición, cuando se interpuso la denuncia, hasta el hallazgo de su cuerpo en una fosa clandestina. Después, solicitó a la Comisión de Búsqueda ser parte de su equipo.

El caso de la maestra Lupita

Maestra Lupita Barajas Piña

Guadalupe Barajas Piña había desaparecido el 29 de febrero del 2020 en Salvatierra. Su caso movilizó al municipio. Se realizaron marchas para exigirle a la autoridad que acelerara las investigaciones para encontrarla, pero fue hasta una año después que su cuerpo fue localizado en una fosa clandestina de Salvatierra.

MD