Nayeli García

Irapuato.- El secretario de Desarrollo Agroalimentario y Rural, Paulo Bañuelos, ve complicado contar con un presupuesto para el campo de mil millones de pesos como otros años, pues incluso se estima el despido de entre 29 a 35 empleados y una meta de ahorro anual de entre 9 a 10 millones de pesos.

“Yo llego a ejecutarla nada más, la realidad es que habrá un recorte importante nada más con el personal y yo sí les pido desde aquí una disculpa, pero es una situación que el Gobierno Federal ha ocasionado todo eso”, se disculpó el secretario.

Recordó que en los últimos años el Gobierno Federal ha dejado de destinar 25 mil millones de pesos al estado, y el gobernador Diego Sinhué Rodríguez Vallejo ha pedido no reducir el presupuesto del campo en menos de mil millones de pesos, pero esa cifra se logró el año pasado gracias al préstamo autorizado por el Congreso del Estado de 5 mil 200 millones, pero para el siguiente año, no habrá un nuevo préstamo.

“El campo de verdad lo digo, el Gobierno Federal está dando un balazo en el pie a las familias de Guanajuato, entonces no se vale. Nosotros no tenemos empacho que se les dé becas a los adultos mayores, a los jóvenes, pero que le metan también recursos a la planta productiva, al sector productivo, al capital de las unidades de producción”, reprochó el funcionario estatal.

Paulo Bañuelos consideró que no queda de otro que ‘amarrarse el cinturón’ y reducir gastos de la secretaria, en gasolinas, en áreas administrativas para tener más recursos y poder apoyar a más unidades de producción del sector agroalimentario, por lo que se estima el despido de varios empleados y un ahorro de entre 9 a 10 millones de pesos.

Estimó que de los mil millones de pesos que se soliciten, podrían incluso llegar solo 400 o 500, por lo que se deben buscar estrategias para compensar la baja de recursos, por lo que se podría acudir a los municipios para que en lugar de hacer una aportación del 5 al 15 por ciento en los programas, se pueda hacer una participación de ‘peso a peso’ y poder abarcar más programas en apoyo al campo.

Alertan por afectaciones al campo

El coordinador rural de la SDAYR, Guillermo Del Bosque Macías, dijo que al momento Cuerámaro y Abasolo son los municipios más afectados por lluvias en cuanto a las actividades agrícolas.

En Comonfort, junto con el director de desarrollos social Cesar Suaste, este lunes se entregó 1 millón 134 mil pesos a 262 productores que perdieron toda su siembra por la sequía del año pasado. El coordinador recordó que en Guanajuato desde hace 10 años han venido contratando seguros para disminuir el riesgo de pérdida del temporal.

Según Del Bosque Macías, el año anterior se lograron asegurar 230 mil de 260 mil hectáreas de terrenos de cultivo que tiene Guanajuato para temporal de maíz y frijol.

Lee también: Gobierno busca declarar áreas inundadas en Abasolo como ‘zona de desastre’