Enrique Pérez

San José Iturbide.-César Andrade Hernández ex futbolista profesional, recordó con alegría que hace 22 años jugó y disputó una final en el máximo circuito del Futbol Mexicano, con el equipo que le dio oportunidad profesionalmente el Atlas, por lo que en esta ocasión, espera que los jugadores lo puedan vivir intensamente

“Yo lo estoy viviendo y gozando, digo, a mí me tocó hace 22 años estar ahí, vivir después de muchos años de no estar en una final, hace 22 años se jugó”, mencionó el también ex seleccionado nacional.

Relató que, en aquel entonces, la final estuvo llena de tención, adrenalina, y todo lo que involucra y representa, así también las emociones del aficionado son importantes, pues es un evento que no pasa tan seguido.

Lea también: Camino a la final, entrenadores muestran confianza en sus planteles

Foto: especial

Estoy recordando lo que me tocó vivir a mí, y es algo muy bonito realmente, el llegar a una final en cualquier lado, en el barrio en donde sea, representa una emoción bonita y siendo profesional y estando en la máxima categoría es algo que se vive muy padre”, mencionó.

Por lo cual, comentó, los jóvenes jugadores que ahora militan en el Atlas deben darse cuenta de que el tiempo pasa rápido y no se puede detener “Deben de vivirlo haciendo las cosas que les gusta y hacerlo bien, pues también se recibe una compensación, el reconocimiento y aplauso de la gente, pues lo monetario vendrá después”.

Por último, agradeció a la gente que aún lo recuerda, pues jugo profesionalmente durante un año, y hace 22 años que dejo de jugar.

Foto: especial

César Andrade, es originario del municipio de San José Iturbide, nació el 19 de enero de 1978, llegó a jugar profesionalmente con el equipo Atlas, debutó a los 20 años de edad.

Fue reconocido al poco tiempo como una promesa del futbol mexicano al grado de ser elegido como el mejor novato del año, e incluso fue convocado a la Selección Nacional sub 23.

Lamentable accidente

El 10 de noviembre de 1999 al salir de un bar en Guadalajara, él y un compañero futbolista sufrieron un aparatoso accidente, en el que perdió una pierna, lo que le impidió continuar jugando profesionalmente.

Al respecto, César Andrade dijo que han sido 22 años que no estaban presupuestados en su vida, como tampoco de su familia.

Foto: especial

“Han sido 21 años que ha habido de todo un poco, nostalgia al inicio, tristeza, y dolor que representa una perdida y es normal, pero también ha llegado la quietud, la calma, estoy en un momento en el cual me siento tranquilo y en paz creo que vivo bien pues todo lo que he querido lo he logrado y realmente hoy vivo con tranquilidad, que es muy importante en la vida de cualquiera”, resaltó.

Por último, agradeció a la gente que aún lo recuerda, pues jugo profesionalmente durante un año, y hace 22 años que dejo de jugar.

Lea también: Capitán del Atlás tiene la oportunidad de cambiar la historia en su propia casa