Karla Silva

Silao.- El trienio del panista José Antonio Trejo Valdepeña heredó a la nueva administración de Silao al menos 90 millones de pesos en deuda, relacionada principalmente con la prestación de servicios de salud y medicamentos a sus trabajadores.

Así lo reveló en conferencia de prensa el tesorero municipal Héctor Mauricio Verver y Vargas Martínez, quien explicó que están implicados diversos rubros, pero que el de mayor impacto es el de servicios médicos, “ya que esto ocupa prácticamente el 50% del total”, es decir, aproximadamente 45 millones de pesos.

Pese a que no dio detalles, compartió que no se han concretado pagos con proveedores de medicamentos, clínicas médicas en Silao y León, con los cuales se ha negociado no suspender la atención médica y el surtido de medicinas. Otros conceptos consideran papelería, telefonía, combustibles, neumáticos y servicios de compañías arrendadoras.

Verver y Vargas reconoció que por el momento no se tiene liquidez para cumplir con los pagos. El margen financiero quedó limitado para el próximo ejercicio fiscal y, en consecuencia, se reducirán las plazas laborales.

Se acercan a las 500 bajas

Foto: Karla Silva

Al mismo tiempo el responsable de administrar las finanzas municipales dijo que hasta la primera semana de noviembre se han formalizado 481 bajas en la plantilla laboral, y que se han realizado 101 nuevos ingresos. “Era nómina ‘obesa’ e implicaba un servicio médico más oneroso”.

Finalmente, explicó que 380 plazas de trabajo están en proceso de cancelación:

“Si se cancelan no es por otra razón que por eficiencias administrativas. Estamos siendo muy cuidadosos en todos estos sentidos, vamos a procurar que la administración se vuelva eficiente y que opere nuevamente en números en negro”.

Lee también: Silao: se compromete alcalde a resolver problema de basura en tres meses

ac