Luego de la pandemia y tras experimentar con el trabajo en casa, la mano de obra textil de Moroleón ya no volvió a las fábricas

Luis Telles

Moroleón.- Los empresarios del sector textil y de la confección se enfrentan a la falta de personal en sus fábricas. Con la pandemia los trabajadores se quedaron acostumbrados a trabajar en casa, y hoy se tiene la necesidad de ir a las comunidades a capacitar a la gente para que puedan incorporarse en las fábricas.

Así lo dio a conocer, Hermez Alejandro Villafuerte Juárez, presidente de la Cámara Nacional de la Industria del Vestido (Canaive)delegación Guanajuato. Él señaló que durante la pandemia, varios empleados se llevaron “maquinitas” a su casa, y “como que se quedaron acostumbrados a trabajar así. Te dicen: ‘tráeme mejor a mi casa, aquí trabajo más’, de hecho, producen más, porque se levantan a las 4:00 de la mañana”, explicó.

Lee también: Textileros de Moroleón se benefician del alza en importaciones chinas

En todo Guanajuato, el tema importante para los empresarios es que no hay quién trabaje en las fábricas.

“Platiqué con Alfredo Padilla (presidente de la Cámara de la CICEG), y tienen el mismo problema, por lo que se está viendo el mejorar la calidad del trabajo, las prestaciones y el salario que hay que darles a los trabajadores, para que vuelvan a las fábricas”, afirmó.

Hermez Alejandro dijo que, en su caso, acude a las comunidades de los alrededores de Moroleón y hasta Michoacán para contratar gente.

Subrayó que con apoyo de la Canaive a través del Centro de Inteligencia en Vestido y Moda de Guanajuato (Vemog), en primera instancia se capacitaría al personal.

“En Vemog tenemos todo tipo de maquinaria y todo tipo de capacitaciones sobre el tema. Tenemos que empezar a capacitar gente de otras comunidades para que puedan incorporarse ya como especialistas en las fábricas”, explicó.

Mano de obra textil
Foto: Luis Telles

Apuestan por mano de obra de Michoacán

Agregó que ante la falta de mano de obra en Guanajuato los trabajadores de Michoacán se vuelven una opción importante.

“Estamos tan solo a cinco kilómetros de la frontera con Michoacán, entonces ya viene mucha gente de allá para acá. Por ejemplo, ya hay empresas que mandan camión a Cuitzeo, Santa Ana Maya, Cuamio, se les ofrece el transporte, para que no paguen”, refirió.

Finalmente reiteró que “lo importante va a ser empezar con esa semilla de tener la escuela para capacitaciones en Vemog, y empezar a traerlos a las fábricas para capacitarlos desde cero en cualquier tipo de procesos: confección, tejido, tejido plano como para los terminados textiles, como son los subliminados y estampados, todo se puede”, concluyó.

Sector calzado aún tiene 5 mil empleos por recuperar

 El subsecretario de Desarrollo Económico SustentableRamón Alfaro Gómez, refirió que aún faltan de recuperar cerca de cinco mil empleos en la industria del calzado, que debe competir con las condiciones laborales que ofertan otros sectores como el automotriz y el de alimentos

En entrevista, detalló que de los aproximadamente 17 mil puestos de trabajo formales que perdió el sector calzado durante la pandemia, a la fecha se han recuperado alrededor de 12 mil empleos.

Sin embargo, a pesar de que la industria del calzado sí muestra señales de reactivación, ha resultado complicado volver a encontrar mano de obra. Esto debido a que muchos de sus trabajadores migraron a empresas automotrices o de alimentos, según comentó el funcionario estatal.

sector calzado
Foto: Especial

Te puede interesar: Sector calzado aún no supera la pandemia; faltan 5 mil empleos por recuperar

“La mayoría de ellos se fueron al sector automotriz, algunos también se fueron al sector metal-mecánico y desde luego al sector alimentos; la mayoría del sector calzado, en la economía formal, se han ido desplazando. Por eso en este momento la industria del calzado que tiene una reactivación está teniendo mayores retos para buscar a ese personal”, dijo.

Agregó que por ello, las fábricas de calzado deben buscar igualar las condiciones laborales que se ofrecen en el sector auomotriz y de alimentos, para aspirar a competir por esa mano de obra calificada.

Quizás te interese:

https://t.me/periodico_correo

JRP