Jazmín Castro

León.-Luego de tres décadas de haberse asentado de manera irregular en el polígono de Las Joyas, cientos de familias finalmente podrían tener certeza jurídica.

Se trata de 13 asentamientos irregulares conocidos como: Cerrito Amarillo desde la sección uno hasta la cuatro, así como Cerrito de la Joya II, Lomas de la Paz I, II y III, y finalmente la zona conocida como Paraíso en sus secciones uno hasta el número seis.

Estos espacios están habitados por 12 mil personas dentro de 3 mil 148 lotes que se vendieron desde hace más de 30 años. La mayoría construyó su casa de tabique y uno que otra de madera y otros materiales.

Ver nota: Programa de prevención en escuelas incluirá atención emocional

Foto: Jazmín Castro

Este miércoles en la Presidencia Municipal los vecinos señalaron que compraron de ‘buena fe’ con la promesa de que pronto tendrían sus escrituras y servicios, los cuales nunca llegaron.

“Estamos colgados de la luz, tenemos una toma de agua que hace poco puso el gobierno y ahí todos tomamos, también no tenemos drenaje es una fosa y ningún otro servicio y así vivimos desde hace años”, comentó la presidenta de colonos Gloria Gómez Moreno.

Foto: Jazmín Castro

Sin embargo, esta mañana se realizó la firma de convenio para el arranque de la regularización de los asentamientos humanos en la Joya, donde la propietaria María Isabel Cruz optó por vender su predio al Instituto Municipal de la Vivienda (IMUVI), pues un litigio de esta magnitud podría tardar años en resolverse y será el instituto quien se encargue de realizar los trámites federales para que estas familias puedan tener certeza jurídica.

Lea también: Programa de prevención en escuelas incluirá atención emocional