Ian Martínez

León.- Elementos de tránsito municipal ahora convertidos en policía vial, denunciaron que la Secretaría de Seguridad, Prevención y Protección Ciudadana les asignó en malas condiciones chalecos balísticos para su seguridad.

Elementos que pidieron mantener su identidad reservada, informaron que en el lote de al menos 100 chalecos fue entregado la noche de este viernes en oficinas de la delegación poniente de la policía municipal tenía fundas rotas y con malos olores.

De igual forma las denuncias aseguran que al menos 15 chalecos se encuentran caducados por lo que el material de la placa balística podría no proteger a los elementos de algún disparo.

Puedes leer: León: Muere elemento de tránsito tras ser atropellado por un infractor

“Nos dicen que si queremos nos prestemos los chalecos y compremos nuestras fundas” aseguró un elemento vial.

En una fotografía en poder de Correo se puede observar el lote de chalecos balísticos con las fundas descoloridas y sucias.

Cabe destacar que actualmente los seguros de vida con los que cuentan los elementos de la Secretaría de Seguridad, Prevención y Protección Ciudadana obliga a las autoridades a que todos sus elementos porten el equipo de protección personal como lo es su chaleco balístico.

Hasta el momento la SSPPC no ha emitido alguna información entorno a la dotación de este lote.

Cabe destacar que este paquete de chalecos estuvo asignado a elementos de recién ingresó a la policía municipal.

Puedes leer: Ser tránsito en Celaya: con preocupación y valor, regresan a las calles

Se oponían a cambio y ahora temen por su seguridad

Elementos de Tránsito Municipal mostraron el pasado octubre estar en desacuerdo con que la corporación se transforme en Policía Vial, lo que implicó diversos cambios en su forma de trabajar: desde el cambio de uniformes, hasta el uso de armas y la intervención en eventos de alto impacto.

Periódico Correo entrevistó a una decena de agentes de Tránsito Municipal – pidieron permanecer en el anonimato para no poner en riesgo su trabajo—, quienes reconocieron estar en desacuerdo con la imposición de convertirlos en Policía Vial, por el riesgo que representará para ellos al quedar expuestos en la vía pública.

Los agentes manifestaron que en medio mes llegarían sus nuevos uniformes, que serán del mismo color que la Policía Municipal. Ya les notificaron que van a recibir armas de fuego y capacitación para usarlas.

En esta primera etapa, los están moviendo a cierres de calles a donde se cometieron delitos de alto impacto, como homicidios, o resguardo de indicios.

Lee más: En León, tránsitos temen por su seguridad tras conversión a Policía vial

LC