Luz Zárate

Celaya.- Rafael habría sido entregado por su propia familia al enterarse del crimen que cometió; arrojó un solvente y le prendió fuego a Esther, una mujer de la tercera edad que se mantiene grave con quemaduras en las vías respiratorias, cara y cuerpo.

A través de redes sociales, se difundió una carta que se atribuyó a la familia del presunto responsable del intento de homicidio en la colonia Arboledas de Camargo. En esta indican que con mucho dolor, tuvieron que presentarlo a las autoridades para que pague por su delito.

“Estuvimos trabajando a la par con las autoridades competentes, les demostramos nuestra mayor capacidad de entender la situación y no permitir un acto de esta magnitud a ningún familiar”, afirman los autores de la postura.

En el escrito difundido afirmaron que nunca lo escondieron, no es así, pues “la ley y la justicia tarde que temprano llegan a quien tiene que llegar”.

Por lo pronto, Esther permanece muy grave, con pronóstico reservado.

Los hechos sucedieron el pasado domingo —día desde el que Esther ha permanecido sedada— cuando fue ingresada a la Unidad de Cuidados Intensivos Adultos del Hospital General de Celaya. 

De acuerdo al reporte médico de la Secretaría de Salud del Estado: “se mantiene con ventilación mecánica, ya que tiene quemaduras de vías aéreas y quemaduras de segundo grado profundo en cara y cuello en un 9%”. 

Aquí la historia completa:

Capturan a presunto responsable de quemar a mujer mayor en Celaya

Celaya: conmueve a vecinos agresión contra Esther; sujeto le prendió fuego en plena calle

Esthercita y Don Toño pasaron juntos por muchas pruebas durante los 20 años que tenían viviendo juntos. Ahora viene lo peor: tendrán que separarse y cada uno hará su vida por su lado, aunque lo primero es que ella salga de terapia intensiva y libre las secuelas de las quemaduras que le generó “El Rafa”.

Apenas la tarde de este jueves, Rufina –hija de Don Toño- le contó a su papá que Esther “está malita y está internada en el hospital”, pero él se resiste a creer y quiere ir a buscarla a donde quiera que esté, cuenta que hasta antes del domingo ella acostumbraba caminar por las calles de la colonia Arboledas de Camargo y él está seguro que sólo salió a conseguir comida para ellos.

“Voy a ir a buscarla, ¿qué voy hacer yo solo?, estoy mal de los ojos y de los pies, ¿qué voy a hacer solo?”, decía Antonio Rangel al momento que le explicaban que su esposa está grave, con pronóstico reservado y quemaduras en las vías respiratorias superiores, cara y cuello.

Con los ojos llorosos por una infección que tiene, pero también por la tristeza que le genera no ver a su esposa desde el domingo pasado, cuando fue agredida por Rafael N., el hombre platica con voz quebrada y pausada que quiere que ya regrese Esther y no entiende porqué ya no volverá a casa y en cambio el DIF se hará cargo de ella.

La señora Rufina, hija de Don Antonio, dijo que es muy triste la situación pero en este momento lo mejor es que Esthercita siga en el hospital y el DIF se encargue, pues “una quemadura es de mucho cuidado” y su papá requiere también de atención, ya no puede caminar, le duelen las rodillas, no escucha bien y requiere un aparato auditivo, además está muy deprimido por lo acontecido.

Dijo que aunque la situación es muy triste, lo mejor es que Esther no viva en la tierra pues le podría hacer daño, ya que las quemaduras son muy delicadas y aunque les dijeron que está mejorando, todavía necesita mucha atención.

“Ya 20 años con ella, es difícil separarse un momento a otro, yo pienso que no es fácil cuando se viven tantos años juntos, cuando conviven todos los días y tantos años, no es fácil”

platicó Rufina, hija de Antonio.

Toño fue vigilante cuando era joven, cuando conoció a Esther decidieron vivir juntos y comenzaron a trabajar en la pepena y separación de basura, durante varios años sobrevivieron vendiendo cartón, aluminio y plástico, aunque ya a últimas fechas eran sus vecinos quienes les regalaban comida y apoyaban en lo que necesitaban.

Hasta antes de lo ocurrido, ellos vivían solos en un terreno baldío, fue a partir de la tragedia que sus vecinos se acercaron a ayudar a limpiar este espacio y acondicionaron dos cuartos de láminas de cartón, también les regalaron dos camas, dos mesas y alimentos.

Ni sus luces del gobierno

Luego de la tragedia que vivió Esthercita, los vecinos de la colonia Arboledas de Camargo se han unido para apoyar a Don Toño y su hija -quien hasta antes de la tragedia vivía en León y tuvo que viajar a Celaya para hacerse cargo de su papá-, pues no han recibido ayuda en especie o apoyos de ninguna instancia gubernamental.

“El DIF vino a preguntar algunas cosas pero ya no regresaron, dicen que se van a hacer cargo de Esther y hoy (jueves) vino una mujer a traer una despensa”.

comentó Rufina.

Fueron los vecinos quienes se han ofrecido a ayudar, este jueves comenzaron a echar cemento en el piso de un cuarto para que ya no sea piso de tierra, el material lo compraron con la cooperación de varios y la mano de obra la está poniendo Don Juan Ramírez y su nieto Miguel que le ayudó toda la mañana a hacer la mezcla, mientras que otros vecinos llegaban a ofrecerse a ayudar de manera totalmente gratuita.

Ese cuarto que con trabajos y cooperación de los vecinos se está levantando poco a poco, no lo disfrutará Esther, pues aunque los vecinos han expresado que ellos se quieren hacer cargo de ella, el DIF municipal se quedará a su cargo.

“El señor quedará bajo resguardo de sus hijos para que puedan atenderlo. Pero en el caso de la señora Esther, no se ha detectado alguna red familiar, por lo que quedará bajo resguardo de DIF para su atención, tratamiento, así como alojamiento, una vez que abandone el hospital, pues aún se encuentra delicada, esto a pesar de que vecinos del lugar manifestaron su intención por apoyarla”.

informó el DIF.

Rufina lo único que pide es que le ayuden a construir un cuarto, ya que el que está acondicionado es de láminas de cartón sostenido con pedazos de madera; un aparato auditivo para su papá y que Esther sea atendida en el Hospital.

Caso llega al Congreso

Lourdes Vázquez/ Guanajuato.- La presidenta de la Comisión de Derechos Humanos y Atención a Grupos Vulnerables del Congreso local, Patricia Martínez Galván pidió que se sancione con rigor al hombre que prendió fuego a Esther, una mujer en situación de calle originaria del municipio de Celaya.

En tanto, el sistema DIF estatal señaló que por el momento se ha generado acercamiento con la familia de la víctima a través del DIF de Celaya, pero que se mantienen atentos en caso de que se presente un requerimiento específico, así mismo aseguraron que buscarán cómo apoyarlos.

LC