Los mineros atrapados en Coahuila no lograron salir luego de que se inundara el pozo en el que trabajaban; 5 más resultaron heridos

Staff Correo

Ciudad de México-. La tragedia de Sabinas, Coahuila, puso a trabajar a los elementos de Coordinación Nacional de Protección Civil. Con bombas y buzos intentan rescatar a 10 mineros que se quedaron atrapados en un pozo de 60 metros de profundidad que resultó inundado.

Este jueves la titular de la dependencia Laura Velázquez, informó en la conferencia mañanera, que ya están haciendo las labores de rescate y mantienen comunicación con las familias de las víctimas.

“Para llegar a las minas se tiene que bajar por tres pozos, es complicado pero lo hemos logrado. Ahorita lo importante es que se están ubicando las bombas que nos hicieron llegar de la CONAGUA, que nos están ayudando muchísimo. Estamos poniendo bombas en cada uno de estos pozos para poder extraer el mayor número de agua y tener acceso inmediato a las minas y rescata cuanto antes a los mineros”, explicó Laura Velázquez.

Te interesará: Tragedia en Coahuila: derrumbe de mina en Sabinas deja atrapados al menos 11 mineros

Además de los 10 hombres atrapados, 5 resultaron lesionados al lograr salir de la mina, dos de ellos ya fueron dados de alta en una clínica del IMSS cercana a Sabinas, informó la titular de PC. Los otros tres trabajadores lesionados aun se recuperan en el hospital.

Mientras tanto, a casi 24 horas del hecho, los elementos de Protección Civil siguen en la labor de rescate de los otros 10 mineros.

“Se realizan acciones para bajar una bomba sumergible a través de uno de los pozos de acceso a la mina y seguir con el proceso de extracción del agua”, compartió en su cuenta de Twitter la Coordinación Nacional de Protección Civil.

En los videos compartidos por esta dependencia se ve como varios hombres insertan bombas al pozo de 60 metros de profundidad, para extraer el agua y poder entrar al rescate.

Puedes leer: Mineros de Plata en Jérecuaro solo esperan visas retrasadas para reunión en EUA

Así fue la tragedia

El subsecretario de la Sedena Agustín Radilla, explicó que los mineros trabajaban en un pozo en desuso. Las labores manuales que hicieron provocaron el derrumbe en las paredes de los túneles. El lugar se inundó dejando atrapados a 10 mineros, de los que hasta ahora se desconocen sus identidades.

Cinco de ellos lograron salir y resultaron lesionados, y dos de estos fueron dados de alta.

El pozo tiene una profundidad de 60 metros, la inundación llega hasta los 34 metros. La tragedia ocurrió este jueves cerca de las 5 de la tarde.

Lee también: