El brote de Covid en Shanghái tiene en cuarentena a 26 millones de personas, quienes se preocupan por la falta de insumos y alimentos

Redacción

China.- “Extremadamene nefasta”, así describió el director del grupo de trabajo del control de epidemia de Shanghái, Gu Honghoui al nuevor brote de Covid-19 que azota China y que tiene en cuarentena a 26 millones de personas.

Este martes el funcionario informó que más de 10 mil trabajadores de salud, han sido enviados a la ciudad, así como 2 mil militares para ayudar a la ciudada y hacer pruebas masivas a los residentes, quienes llevan semanas en confinamiento estricto.

La mayor parte de la ciudad tenía previsto levantar el confinamiento el viernes, sin embargo esto no pudo pasar debido a la gran cantidad de contagios; tan solo este lunes se confirmaron 13 mil 354 casos, aunque la mayoría son asintomáticos, con esto se eleva a 73 mil casos desde que inició la nueva ola de la enfermedad el mes pasado.

Lee también: Tiroteo en la Capital de California deja 6 muertos y al menos 10 lesionados

Brote de Covid en Shanghái
Foto: especial

No obstante, hasta el momento no se han atribuido muertes por el brote, impulsado por la subvariante Ómicron BA.2, la cual ha demostrado ser más contagiosa pero también menos letal que la variante Delta.

Pero además de esta metrópolis, la provincia nororiental de Jilin y la capital, Beijing, también han detectado nuevos casos, solo uno fue asintomático.

La tasa de vacunación en el país asiático es casi del 90%, aunque los biológicos de desarrollo propio, que utilizan muestras inactivas del virus, son consideradas con menos potentes que las vacunas de ARN mensajero como las de Pfizer-BioNtech y Moderna.

Batallan para conseguir productos básicos por brote de Covid en Shanghái

Alimentos, prodcutos esenciales así como la falta de trabajadores médicos, voluntarios y camas en las unidades de aislamiento donde decenas de miles de personas permanecen bajo observación, son parte de las cosas que se ha complicado conseguir para los habitantes de la ciudad.

Shanghái ha convertido una sala de exposiciones y otros recintos en enormes centros de aislamiento donde personas con pocos o ningún síntoma se alojan en un mar de camas separadas por biombos.

El descontento se ha visto avivado por reportes y videos compartidos en internet que documentaban la muerte de una enfermera a la que se negó el ingreso en su propio hospital por restricciones del Covid-19, así como de bebés separados de sus padres.

Brote de Covid en Shanghái
Foto: especial

La circulación de imágenes que mostraban a varios bebés metidos en cunas hizo que el Centro Clínico de Salud Pública de la ciudad emitiera un comunicado diciendo que los niños estaban bien atendidos y estaban siendo trasladados a un nuevo recinto cuando se grabó el video.

En una conferencia virtual el lunes, el Consulado de Estados Unidos en Shanghái alertó de posibles separaciones familiares durante la cuarentena, y dijo que tenía una “capacidad extremadamente limitada” de intervenir en esos casos.

Además ha crecido la preocupación sobre el posible impacto económico del confinamiento sobre la capital financiera china, que también es un importante centro manufacturero y de logística. La mayor parte del transporte público está suspendido y los negocios no esenciales están cerrados, aunque aeropuertos y estaciones de tren siguen abiertos y tanto el puerto como algunos centros industriales importantes, como plantas automotrices, siguen operativos.

MJSP

Podría interesarte: COVID19: ‘Ómicron sigilosa’, la subvariante que nació en Reino Unido