El astrofísico Jorge Preciado suma dos agujeros negros en su cuenta de proyectos y narra los arduos trabajos para desarrollarlos

Cuca Domínguez

Salamanca.- La primera imagen del agujero negro Sagitario A, recién localizado en el centro de la Vía Láctea contó con sello guanajuatense. Ello, gracias a la participación del investigador y astrofísico Jorge Preciado López.

El egresado de la UG participó en el desarrollo de los modelos que permitieron comparar las observaciones astronómicas del Event Horizon Telescope (EHT) en 2017. Pero además, que hoy llevaron a hacer pública la primera imagen del agujero negro Sagittarius A* (o Sgr A*) ubicado en el núcleo de nuestra galaxia, la Vía Láctea.

Lee más: De Guanajuato hasta las estrellas: lanzan torneo de diseño de hábitats en el espacio

De entre los más de 300 colaboradores de unas 80 instituciones, el astrofísico Jorge Preciado contribuyó en la etapa de modelado de datos para estimar los parámetros de Sagitario A.

“Con el software que desarrollamos fue posible tomar un modelo, ver sus predicciones y evaluar si se parecen a los datos observados y qué tanto. Con ello, si el modelo no es ideal, se toma otro y de esa manera se van haciendo comparaciones hasta encontrar el modelo más óptimo. O el que se acerca más a lo que se está observado, para luego calcular parámetros”, precisó.

Astrofísico Jorge Preciado, cazador de agujeros negros

Astrofísico Jorge Preciado, de Salamanca, logra 'fotos' de agujeros negros
Foto: Event Horizon Telescope (ETH)

Pero este no es el único trabajo en el que ha participado. Se trata de su segundo proyecto en el modelado de agujeros negros. El primero en el que colaboró fue el Messier 87* (M87*), cuya primera imagen se publicó en abril del 2019.

Para un observador no entrenado, las imágenes pueden parecer casi iguales, pero para el ojo de Jorge, existen diferencias fundamentales.

“El primero (M87*) se trató de un agujero negro muy grande y muy distante, al menos mil 500 veces más grande que el que se publica hoy. Debido a la gran distancia de nuestro planeta y a que todo lo que está a su alrededor, toma más tiempo para completar una órbita alrededor de él. Pareciera encontrarse muy estático, facilitando capturar su imagen”, explicó.

El M87* es un agujero negro que se ubica en la galaxia Messier 87, a millones años luz. Mientras que este segundo agujero negro está relativamente a la vuelta, a sólo 27 mil años luz de la Tierra. Una diferencia abismal.

Así se cazan a los agujeros negros

Así se cazan a los agujeros negros
Foto: Event Horizon Telescope (ETH)

Para obtener la imagen del Sagitario A fue necesaria en la sincronización de una red de telescopios en varios países del mundo. Luego que en abril de 2017, observaron de forma simultánea el núcleo de la Vía Láctea, región donde se ubica el agujero negro.

“Cuando observamos la zona, encontramos mucho material que está girando alrededor de él y que puede causar interferencia. Es como tratar de tomar la imagen de alguien en movimiento. Al ser un agujero negro más pequeño, lo que está a su alrededor completa una órbita mucho más rápido, por lo que no es posible en una sola noche ver una imagen estática. En este segundo caso, se tuvieron que desarrollar nuevos algoritmos para trabajar con una imagen muy cambiante”, contó el salmantino a Correo.

Más historias: Joven penjamense logra ‘alcanzar las estrellas’

Lograr una imagen de un agujero negro requiere la colaboración de equipos internacionales que se encargan de cada uno de los detalles. Todos participan desde la planeación, diseño y operación del experimento, hasta el procesamiento y modelado de los datos. Pero gracias a Jorge hoy la imagen tiene un claro sello guanajuatense.

Una imagen que ‘vale más que mil teorías’

Astrofísico Jorge Preciado, de Salamanca, logra 'fotos' de agujeros negros
Foto: Event Horizon Telescope (ETH)

La fotografía del Sagitario A resulta de fundamental importancia ya que confirma la Teoría de la Relatividad que formuló Albert Einstein. De acuerdo con la esta, los objetos masivos del universo generan tal fuerza de gravedad que curvan el espacio a su alrededor.

Un resplandor naranja que proviene de gases que giran a la velocidad de la luz y alcanzan temperaturas de millones de grados rodean al agujero negro. Este reúne la masa de cuatro millones de estrellas semejantes al Sol y mide 44 millones de kilómetros de diámetro.

Lee más: Mirada en los astros y raíces en Pénjamo: Daniel y su familia trazan nuevo destino

Por el trabajo realizado y su contribución en este proyecto, la Universidad de Guanajuato y el gobernador Diego Sinhue Rodríguez Vallejo ya felicitaron a Jorge Preciado.

Te puede interesar:

https://t.me/periodico_correo

ac