Yerbamala

Humberto Andrade

1.-La huida

Una candidatura a diputado local para el expresidente estatal del PAN, Humberto Andrade Quezada, vino a serle providencial. Porque lo puso a salvo de una inminente hoguera… al menos por el momento.

Antier se notificó al Comité Estatal del PAN la imposición de una multa, por casi $15 millones, debido a diversas irregularidades cometidas en 2016.

Entre las numerosas anomalías, destacan: exceso en el límite de aportaciones de militantes por $3.27 millones; aportaciones de militantes de cuentas bancarias de ayuntamientos, del Comité del Agua y del DIF de Apaseo el Grande por más de $894 mil…

… no haber rechazado aportaciones de personas no identificadas por $706 mil, omisión en el registro de ingresos por impuestos federales y estatales no pagados por casi $5 millones…

En noviembre pasado, el Consejo General del INE acordó la sanción referida.

Humberto se inconformó en diciembre ante el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación. Éste falló a favor del INE y ya no quedan más recursos.

Hay que pagar, en pleno proceso electoral.

Todo este conflicto financiero ayuda a entender los apuros, el mal humor y las ‘grillas’ de Andrade, como su presunta candidatura a la alcaldía de León, de las últimas semanas.

No pretendía una postulación, le urgía antes de que trascendiera el desaguisado. Para ponerse a salvo, si le hubieran ofrecido una regiduría la agarraba.

Miguel Márquez Márquez

2.La ‘Marqueseñal’

Ante la inminencia del 6° y último Informe de Gobierno de Miguel Márquez, el jueves de la próxima semana, lo que más llama la atención de sus anuncios es el ‘recalentado’ propagandístico.

Se trata del clásico ‘Okey’, con la intencionalidad de destacar los dedos medio, anular y meñique para significar las tres emes de las iniciales del nombre completo del gobernador.

Márquez y todas las personas que aparecen en los anuncios hacen la ‘Marqueseñal’, lo cual tiene una intencionalidad electorera evidente.

Ese fue el símbolo del hoy gobernador cuando andaba en campaña, hace seis años.

No es nostalgia… es campaña en favor del PAN, como ha estado haciendo en sus giras por los municipios, a las que incorpora a los candidatos panistas. Ayer lo volvió a hacer, en San Felipe.

Aparte la descarada inducción pro-panista, es dable leer la inclinación autoritaria a ejercer un poder transexenal… que empezaría por heredarle a Diego Sinhué Rodríguez la ‘Marqueseñal’.

Miguel Ángel Chico

3.- Las ‘viudas’ de Chico

Por su urgencia de lograr una ‘pluri’ federal, a Miguel Ángel Chico no le importó traicionar a quienes le fueron fieles en el PRI.

Ese sería el caso de Ricardo Ramírez Nieto, coordinador de los diputados federales priistas de Guanajuato. El de la secretaria general del Comité Estatal del PRI, Luz María Ramírez. El de la exregidora celayense, Guadalupe Ferrer, directora de ‘Nuestro Guanajuato AC’, que preside ‘Mausita’ de Chico…

Miguel tenía que renunciar al PRI el sábado para que la Convención de Morena del domingo lo pudiera incluir en las ‘pluris’.

Ramírez Nieto está resentido porque ni siquiera le avisó.

En el PRI le habían ofrecido esa ‘pluri’ federal a Miguel, pero no podía tomarla para él por la prohibición estatutaria al ‘chapulineo plurinominal’. Podía haberla canalizado para uno de los suyos, pero no quiso.

Ferrer tiene una promesa que parece engaño: una ‘pluri’ local en Morena…

Ayer, Beatriz Manrique, la coordinadora parlamentaria del PVEM, reveló que Chico también les pidió una ‘pluri’. Y que le ofrecieron, tres veces, la candidatura a alcalde de Guanajuato y la rechazó.

Efrén López

4.-Las horas extra

Entre las quejas de los comerciantes por el mal desempeño del director de Fiscalización de ‘Cuévano’, Efrén López, y las denuncias de la regidora Samantha Smith de que dejó la Dirección de Servicios Públicos Municipales ‘hecha un verdadero desastre’, la situación del funcionario se antoja del todo insostenible.

A raíz del diagnóstico del nuevo director de Servicios, José Andrés Rodríguez, el alcalde, Edgar Castro, informó haber hecho dos despidos y tres reubicaciones.

Ha trascendido, sin embargo, que habrían sido cuatro los despidos, hasta ahora: la coordinadora administrativa, Josefina Acevedo; Guillermo Puga, coordinador operativo; Jesús Rendón, responsable del Sitio de Transferencia, y Dora Alicia Ramírez, jefa de otro sector…

La negligencia con la que actuó Efrén López para no corregir esas anomalías, y otras como los vehículos varados en el Sitio de Transferencia o en el taller mecánico, más de una veintena, tiene evidencias de sobra.

Por eso nadie entiende, primero, que el alcalde lo haya premiado con su regreso a la Dirección de Fiscalización, y ahora que lo siga sosteniendo…

Rafael González Cervantes

Apenas salió a explicar y a defender su función el delegado de la PGR, cuando tendría que haberlo hecho hace meses…

Porque el secretario de Seguridad Pública, Álvar Cabeza de Vaca, lo ha acusado directamente de ‘baja actividad’ en la persecución a la delincuencia.

Y porque les ha atribuido, a la PGR y a otras instancias federales, la mayor responsabilidad en la falta de eficacia en el combate al crimen, en lo que ha coincidido el procurador de Justicia del estado, Carlos Zamarripa.

Ambos funcionarios refieren que alrededor del 85% de los delitos que se cometen en Guanajuato son de orden federal, y que le corresponde a esta instancia su combate y no a las estatales.

El delegado refuta esa visión, hasta con reproches.

Dice que los homicidios dolosos son de competencia estatal, incluso si está implicado el crimen organizado.

Desmintiendo a Álvar, ayer declaró que la PGR sí ha estado dando resultados y para ello remitió a las sentencias condenatorias que ha logrado.

Y para incidir en el litigio de competencias de los funcionarios estatales, promovido incluso por el gobernador, ayer precisó: ‘Nosotros no somos autoridad preventiva sino de persecución del delito. Investigamos los delitos cuando ya se cometieron’.

Con ello, devuelve a las autoridades locales el cuestionamiento. Y pone en evidencia algo muy grave: que la coordinación que todos presumen no existe.