Redacción

Guanajuato.- Cuatro salmantinos resultaron con golpes leves luego de que el carro en el que viajaban se salió del camino y se fue hacia una zanja cuando circulaban sobre la carretera Guanajuato-Silao, en el tramo donde está el entronque de desviación a Irapuato.

El percance ocurrió la mañana de este domingo como a las 9:00 horas; por suerte el vehículo no circulaba a exceso de velocidad por lo que no pasó de un susto y los tripulantes recibieron unos cuantos, ninguno de gravedad, que no ameritaron mayor atención médica.

Al lugar acudieron paramédicos de Protección Civil municipal y bomberos voluntarios de Guanajuato A.C., además SUEG, Cruz Roja quienes se hicieron cargo de prestar las primeras atenciones médicas a los accidentados.

Policía Estatal de Caminos también arribó al sitio donde ocurrió el percance y en coordinación con los bomberos se hicieron cargo de sacar le carro del lugar en el que quedó para que después fuera retirado a bordo de una grúa.