Redacción

México.- El pasado domingo 3 de octubre, miles de Provida realizaron una marcha en la Ciudad de México para protestar contra el aborto.

Durante el movimiento, un doctor realizó una ecografía a una adolescente de 15 años de edad frente a los participantes; de acuerdo a los mismos organizadores, la jovencita tenía 18 semanas de gestación, o sea, cuatro meses.

“Está latiendo, en medio se ve el corazón“, dice el médico que le realiza el ultrasonido a la adolescente que estaba acostada.

El video fue subido a redes sociales y rápidamente causó una respuesta en los internautas, quienes condenaron la acción, quienes dijeron que la imagen de la menor fue expuesta y además, evidencian un problema de salud pública.

“Mi México, siempre normalizando la pedofilia y el abuso sexual a menores”, escribió un usuario.

dm