Agencias

Washington.- La variante Delta representa ya 83% de los casos secuenciados de Covid-19 en Estados Unidos, un “aumento drástico” en pocos días que coincide con un auge en las muertes por coronavirus de casi 48% en la última semana en el país.

Las cifras las proporcionó este martes la directora de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, en inglés), Rochelle Walensky, durante una audiencia ante el comité de salud del Senado estadounidense.

Los CDC calculan que la variante Delta representa ahora 83% de los casos secuenciados. Este es un aumento drástico respecto al 50% (registrado) la semana del 3 de julio”, alertó Walensky.

En las zonas del país donde las tasas de vacunación son menores, “el porcentaje” de casos de la variante Delta, más contagiosa y detectada por primera vez en India, “es todavía superior” a ese 83%, agregó.

La funcionaria recordó que, en esas zonas del país con menos vacunados, “los contagios y hospitalizaciones están volviendo a subir”, y en la última semana se ha registrado una media de 239 muertes al día, “un aumento de casi 48% respecto a la semana anterior”.

“Lo más descorazonador es que la mayoría de estas muertes podrían prevenirse con una simple vacuna, que es segura y está disponible”, recalcó. Walensky lamentó que “en casi dos tercios de los condados” de Estados Unidos, menos del 40% de los residentes estén vacunados, y dijo que eso “permite la rápida expansión de la variante delta, altamente contagiosa”.

Eran cifras modestas

El exceso de mortalidad en India durante la pandemia podría ser 10 veces la cifra oficial de víctimas del covid, lo que probablemente lo convertiría en la peor tragedia de la India moderna en pérdida de vidas humanas, según el estudio más profundo hasta la fecha sobre los estragos del virus en el país del sur de Asia. La mayoría de los expertos cree que la cifra oficial india de más de 414.000 muertos está muy por debajo de lo real, pero el gobierno ha tachado esas preocupaciones de exageradas y engañosas.

El reporte publicado el martes estimó que el exceso de mortalidad estimada -la diferencia entre las muertes registradas y los esperables- entre enero de 2020 y junio de 2021 estaría entre 3 millones y 4,7 millones. Conseguir una cifra fiable podría “resultar esquivo”, señaló el reporte, pero es probable que la cifra real de muertos “sea de una magnitud mucho mayor que el conteo oficial”.

El reporte, publicado por Arvind Subramanian, exasesor económico principal del gobierno indio, y dos investigadores del Centro de Desarrollo Global y la Universidad de Harvard, indicó que el conteo podría no haber registrado muertes ocurridas en hospitales sobrepasados o cuando la atención médica se demoró o se vio interrumpida durante el devastador repunte registrado este año.

Con calma

Sarah Gilbert, científica que trabajó en la creación de la vacuna de AstraZeneca, señaló que no debemos preocuparnos por el surgimiento de nuevas variantes del Covid-19, ya que la evolución de un virus es parte de su ciclo natural, y que si bien, cuando mutan, se transmiten con mayor facilidad, provocan infecciones menos graves que sus antecesoras.

A finales de junio, el público que asistía al primer partido de tenis en Wimbledon se puso en pie y aplaudió durante largo rato a Gilbert, originaria de Kettering, Reino Unido. La investigadora de 59 años no se lo esperaba, y pese a su carácter duro dejó escapar sus emociones. Vive un momento de cosecha después de un largo año de intenso trabajo.

EZM