Top 5 Vida Pública

Urge CRUB una mayor atención en los anexos

Nayeli García

Irapuato.-  El presidente de Centros de Rehabilitación Unidos del Bajío (CRUB), Nicolás Ponce Pérez urgió a las autoridades a colocar ‘botones de pánico’ en los anexos para poder solicitar apoyo en el momento de sufrir alguna agresión, ya que denunció que el monitoreo a estos centros “solo se realizan un rato cuando sucede algo”.

“¿Qué está sucediendo?”, fue la pregunta que e hicieron integrantes del CRUB ante el secuestro de dos internos del Centro de rehabilitación Instituto Transformacional Prinuv, la madrugada del sábado, luego de casi cuatro meses de haber trabajado tranquilos.

Aseguró que en esta ocasión no se trató de un ataque directo al centro, sino que fueron víctimas colaterales de un ataque que se perpetró en la casa de sus vecinos.

“Nosotros sí nos espantamos que había sido un ataque a los centros de rehabilitación, pero no, este es uno de los centros más completos, el cual trabaja con gente de instituciones gubernamentales como el DIF (…) canalizan a gente a este centro de rehabilitación y esa era nuestra incertidumbre de ¿Qué está sucediendo”, dijo.

Desde el sábado, compartió, se pusieron en contacto con las autoridades y promovieron la instalación de ‘botones de alerta’ para poder llamar a seguridad pública “más de volada”, y también fue solicitada la instalación de casetas de Policía en las comunidades y colonias más lejanas para tener más protección y seguridad; ya que señaló, la vigilancia y monitoreo solo dura unos cuántos días.

“Lo que pasa es que cuando sucede este tipo de situaciones nomás un rato (…) le toman interés. La situación es que nos van a estar monitoreando unos 15 días y luego ya se calma todo esto y nuevamente se vuelven a aislar los centros de rehabilitación y para nosotros se nos hizo más viable que nos pongan un botón de pánico”, denunció.

El ataque del pasado sábado sería el octavo que se comete en contra de centros de rehabilitación o personal que ahí labora, en donde al menos 38 personas han resultado sin vida y 15 más continúan desaparecidos, además, se presume que las fosas localizadas en la comunidad San Antonio El Rico se encuentran vinculadas al secuestro y ataque a los centros de rehabilitación de Irapuato.

Según el informe de julio de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC), la corporación realizó del 16 al 31 de julio, la visita a 54 anexos en coordinación con otras dependencias como Desarrollo Urbano, de los cuáles fueron suspendidos 18, tres clausurados, seis amonestados, 23 se encontraban inactivos, dos de ellos habían cambiado de giro y solo dos operaban de forma regular.

Durante los operativos fueron contabilizados 461 internos, de los cuales, dos fueron detenidos por posesión de armas de fuego en el CIADI y por tortura a internos en las ‘Ovejas de Jesús’; así como uno contaba con una orden de aprehensión y cuatro menores fueron canalizados al DIF Municipal.

También lee:

LC

Related posts