UG: Tu conecte con la ciencia

La economía y su afán por explicar la realidad  

Adam Smith nació en Escocia en 1723 y es conocido como el padre de la economía. Sin embargo, él mismo no era economista; en realidad, fue un filósofo social que se encargó de estructurar el conocimiento sobre negocios y gobierno que se había acumulado a través de la historia. Su habilidad científica lo llevó a sistematizar dichas ideas y a crear enseñanzas útiles que pudieron aplicarse como marco de análisis en diversas actividades. Su libro, ‘La riqueza de las Naciones’, contiene el famoso concepto de ‘la mano invisible’.

La profesión de economista es muy reciente, y fue apenas durante el siglo XX cuando las universidades concibieron esta carrera como parte de la oferta educativa. Por ejemplo, la Facultad de Economía de la UNAM fue creada en 1929 y la Licenciatura en Economía de la UG apenas cumplió 25 años el semestre pasado. Durante el último siglo, esta ciencia social se formalizó e incorporó numerosos conceptos matemáticos y estadísticos a su acervo analítico. La economía tiene actualmente bases sólidas para medir efectos y correlaciones, también para generar índices e indicadores; en general, para proveer evidencia empírica.

Los avances que ha tenido esta ciencia social a través del tiempo son significativos; no obstante, aún quedan retos por resolver. En esta ocasión, quisiera comentar dos: primero, el 11 de febrero celebramos el ‘Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia’ y debe destacarse que nosotras somos minoría. Este fenómeno no sólo se explica mediante la evolución natural de la reciente incorporación al mercado laboral del sector femenino; sino que también está relacionado con la necesidad de fomentar habilidades analíticas en la educación de las mujeres y en las posibilidades de desarrollo profesional a las que éstas tienen acceso. La economía, por definición, está ligada a la toma de decisiones y provee un marco analítico para entender y modelar temas económicos, financieros y gubernamentales. La sociedad necesita que la mujer mejore su perfil y participación en estas áreas.

Segundo, desde sus inicios con Adam Smith, la economía ha pasado de ser principalmente filosófica a tener un enfoque empírico; pero también de ser simple y concreta a adquirir una tónica más abstracta y basarse en numerosos supuestos. De manera interesante, durante los últimos 20 años, han cobrado fuerza enfoques de estudio que representan un punto medio. Específicamente me refiero a los métodos experimentales y cuasi- experimentales. Las evaluaciones de impacto se basan en la teoría neoclásica y hacen uso de métodos estadísticos y econométricos; no obstante, los datos recolectados en trabajo de campo permiten que el análisis sea más apegado a la realidad analizada y que los supuestos utilizados sean más razonables.

Precisamente durante los próximos cuatro meses, mi equipo de investigación y yo estaremos recolectando datos. Es por ello que quisiera terminar esta nota extendiendo una cordial invitación a estudiantes que tengan interés en estos temas para que realicen su servicio social (tutoría académica) con nosotros. Se trata de un proyecto federal financiado por la Secretaría de Educación Pública (SEP) que consiste en entrevistar a empresarios aquí mismo en Guanajuato capital. Dado a que se trata de la etapa inicial, alumnos de otras carreras son bienvenidos para incorporarse. Estamos seguros de que aprenderán en el proceso y de que esta experiencia los ayudará a comprender mejor algunos fenómenos económicos. Siéntanse libres de escribirme a [email protected]

Cualquier comentario sobre este artículo, favor de dirigirlo a [email protected] Para consulta de más artículos www.ugto.mx/eugreka.

Comentarios

Comentarios