Redacción

Estados Unidos.- Días difíciles para el actual Presidente de Estados Unidos, Donald Trump, diagnosticado con coronavirus, un tribunal determinó que la Fiscalía del sur de Nueva York tiene la libertad de pedirle su declaración de impuestos.

Hace más de doce meses el mandatario enfrenta un proceso con el fiscal de Manhattan, Cyrus Vance. En esta ocasión tomó la medida de considerar “todas las alegaciones de apelación que faltaban”.

Los tres magistrados del tribunal decidieron unánimemente que Trump deberá responder a sus deudas, rechazando el tema de la Casa Blanca, que pedía mantener el bloqueo a sus declaraciones de impuestos por ser amplia e incluso un “acoso” político.

Deja sin sustento la “mala fe” que Donald Trump abogaba a su favor, significa que deberá entregar sus documentos fiscales, aunque no de forma inmediata. Aún hay una última opción para el Presidente, recurrir Tribunal Supremo para evitar la sanción.

El fiscal del distrito de Manhattan ha solicitado al mandatario sus declaraciones fiscales de ocho años y otros documentos como parte de su investigación sobre los pagos secretos de dinero de campaña electoral a la actriz para adultos Stormy Daniels, para evitar que hiciera pública una supuesta relación íntima con él.

La investigación busca determinar si los pagos fueron en contra de la ley del estado de Nueva York, EEUU; así como posibles delitos.

Esto podría afectar su popularidad para el proceso electoral, donde según encuestas aún permanece sobre Joe Biden.

*Con información de debate.com

AC