Enrique Pérez

Victoria.- La presidenta municipal, Berenice Montes Estrada, informó que los trabajos que se están llevando a cabo para la colocación de medidores son necesarios. Asimismo, resaltó que las fracturas, hundimientos y desperfectos en distintas calles son producto de un mal trabajo cuando se realizó la rehabilitación de la red de drenaje.

Resaltó que “es entendible la molestia entre la ciudadanía por las averías en las calles”, pero informó que es por el mal trabajo previo que no se ha realizado la firma para la recepción de la obra de rehabilitación de drenaje. En este sentido, puntualizó que la petición a la empresa es clara y fuerte para que se lleve a cabo la reparación necesaria.

“Si voy a recibir una obra… que sea una obra bien hecha, prefiero que se enoje la ciudadanía pero que me entreguen una obra bien hecha, por ello no firmamos, ni la recibimos, y por eso ahora la apuración de la empresa”, resaltó

Acrecentó que, también en lo personal, le crean molestia las averías, puesto que los trabajos no fueron los adecuados, por lo que se dio un ultimátum a la empresa, para que, a más tardar el 30 de agosto, queden reparadas las arterias para que el municipio no reciba alguna observación.

Trabajos necesarios

En cuanto al tema, también de molestia para los habitantes del municipio por los trabajos para la colocación de medidores para el servicio de agua potable, manifestó que solo se abrirán 50 a 70 centímetros de la calle como máximo, con una profundidad de menos de medio metro.

“No serán los hoyos y los socavones que se tuvieron en los trabajos de drenaje, pero son acciones de importancia en el municipio y, que son necesarias, pero desafortunadamente no se pudieron empatar estos proyectos como lo está solicitando la ciudadanía”, indicó.

Para finalizar, exteriorizó que los trabajos para la colocación de medidores se extenderán un su primer etapa hasta el mes de enero y reiniciarán en el mes de abril o mayo en su segunda y última etapa.

ac