Fernando Velázquez

León.- La incapacidad para poner atención en sus clases virtuales o dificultad para dormir, pueden ser síntomas en los niños de ansiedad o depresión provocada por la pandemia, advirtió María de la Luz Manríquez Ortega, maestra en psicología clínica y catedrática de la Universidad Ibero León.

La también integrante del Consejo de Psicólogos de León explicó que mientras los adultos generalmente cuentan con ciertos recursos y habilidades para manejar el estrés, los niños están en una etapa donde precisamente se construyen los mecanismos para poder reaccionar de mejor manera ante situaciones de crisis.

Por ello, señaló que es elemental que la familia esté atenta al comportamiento de los menores durante la contingencia sanitaria.

“Cuando la familia no cuenta con estrategias para manejar las situaciones de crisis, pues también vamos a encontrar que los menores van a estar expuestos a situaciones y contextos que no favorecerán en ellos la posibilidad de desarrollar habilidades para afrontar de manera más efectiva una situación tan crítica como la que estamos viviendo por la pandemia”, dijo.

Manríquez Ortega indicó que algunas señales de trastornos emocionales en los menores podrían ser que no duermen bien, mayor irritabilidad, llorar frecuentemente, externan de forma constante miedo o tener conductas compulsivas como lavarse muchas veces las manos.

LC