Internacional

Sufre extraña enfermedad y se le terminan cayendo los dedos de los pies

Redacción

Reino Unido.- Un hombre que sufrió una extraña enfermedad perdió todos los dedos de los pies. En 2018 Simon Charlesworth en Bracla (Gales, Reino Unido) fue ingresado en el hospital con gripe, neumonía y sepsis, debido a que su estado era grave, por lo que los médicos decidieron inducirle el coma.

Tras pasar 10 días en ese estado, estuvo 4 semanas en los cuidados intensivos, sin embargo lo peor vino después, ya que al llegar a casa, durante los siguientes 18 meses se le fueron cayendo los dedos de los pies.

“Fue un shock más que cualquier otra cosa. A pesar de que mis dedos estaban en un estado terrible, no esperaba que sucediera”, expresó Charlesworth.

En algún momento mientras estuvo en coma su presión arterial bajó bruscamente y le dieron medicamentos para aumentarla rápido. “Pero cuando lo hacen la sangre fluye hacia los órganos mientras las extremidades sufren falta de sangre; es básicamente como sufrir una congelación”, explicó el británico de 61 años.

El hombre compartió que lo primero que recuerda al despertar del coma fue el terrible estado en que se encontraban sus pies, ya que le dolían y sus dedos se habían vuelto negros.

Al principio no pudo ni subir las escaleras de casa, pero poco a poco fue normalizándose y cuatro meses después perdió el primer dedo.

“El desprendimiento no fue doloroso. Me duchaba todos los días y luego me rociaba todos los dedos de los pies con un antiséptico para tratar de detener cualquier infección. El dedo se desprendió mientras lo frotaba con Germolene”, dijo.

Entonces su mujer se negó a dormir con él en la misma casa porque “no quería despertarse con un dedo del pie suelto a su lado”, contó Simon.

El último dedo se desprendió en diciembre del 2019. Aunque le habían ofrecido una amputación, Charlesworth se negó porque es un aficionado al senderismo y sabía que esa operación obstaculizaría sus caminatas. Por ahora está esperando una cirugía correctiva, que fue aplazada debido a la pandemia.

“Hay momentos en los que desearía no haber salido del coma”, confesó Charlesworth.

*Con información de RT

También lee:

LC

Otras noticias