Agencias

México.- Desde que Andrés Manuel López Obrador tomó la presidencia se ha cuestionado en múltiples ocasiones si llevaría a juicio a los últimos expresidentes de México por actos de corrupción.

Incluso se realizará una encuesta ciudadana para que se ‘decidir’ si se les sometía a una audiencia; y aunque un 78.1% de los mexicanos está a favor de acuerdo a una encuesta hecha por El Universal, solamente el 58.4% dice que votará. El 18.1% se opone y 3.1% prefiere no opinar.

Santiago Nieto, titular de la Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaría de Hacienda señaló que solo podrían someter a estos juicios por actos de corrupción a los expresidentes Felipe Calderón (2006-2012) y a Enrique Peña Nieto (2012-2016) porque los delitos que pudiera imputárseles aún no estaría preescritos.

Vicente Fox  (2000-2006) y Carlos Salinas de Gortari (1988-1994) se ‘salvarían’, puesto que los delitos que habrían podido cometer, estarían anulados debido al paso del tiempo.

El dato

La Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) declaró constitucional el 1 de octubre la solicitud que presentó el presidente de México Andrés Manuel López Obrador sobre enjuiciar a los expresidentes.

Lee más:

DM