Karla Silva

Silao.- Desde hace aproximadamente 12 años, señaló el alcalde José Antonio Trejo Valdepeña, el Municipio de Silao ha “arrastrado un déficitpresupuestal que crece con el tiempo y se relaciona principalmente con temas de recolección de basura y prestación de servicios médicos.

Lo anterior tras solicitar por segunda vez en esta administración un adelanto de participaciones federales, ante lo que reconoció, también se han elevado los gastos: “Al no haber en la misma medida un incremento en la recaudación, pues empieza a generar déficit”.

Trejo Valdepeña aseguró que en un intento de cubrir el “boquete” en las finanzas municipales, se han buscado esquemas distintos de atención. Los servicios médicos otorgados a los trabajadores son lo que más gasto genera, dijo, pues se paga atención con médicos y en clínicas particulares, además de los medicamentos, por lo que se trabaja en una propuesta para reducir el gasto, sin afectar los derechos del personal.

Respecto al pago del Derecho de Alumbrado Público (PAP), se trabaja en otro proyecto para disminuir el gasto, del que no dio pormenores. Los adeudos por el servicio de recolección de basura provienen de un juicio que perdió el Municipio contra la empresa Setasa, ahora Veolia, en el que se obligó a la autoridad a devolverle la contratación.

Este año el adelanto alcanza los 32 millones de pesos y ya fue aprobado por la Secretaría de Finanzas, Inversión y Administración del Estado de Guanajuato. Se saldará en seis mensualidades a partir de enero próximo, de poco más de 5 millones de pesos cada una.

LC