Luz Zárate

Celaya.- Con el regreso a clases, en las calles y en el interior de los camiones de transporte público se notó un notable incremento de presencia de niños. Sin embargo, aún hay algunos menores que no portan adecuadamente el cubrebocas.

Mientras que en el interior de las escuelas se les exige el buen uso del cubrebocas, la colocación de gel en las manos y cumplir con la sana distancia, en la calle hay pequeños que no cumplen con los protocolos sanitarios. En este primer día de clases, en los camiones de transporte público, los choferes tuvieron que reiterar que se colocaran correctamente el cubrebocas, pues muchos niños se subían sin el protector o lo traían en la barbilla.

“Los primeros que deben poner en orden a los niños son los papás, y resulta que los ven que no lo traen puesto o que se lo quitan y no les dicen nada. Hoy sí me sentí como niñera al estarles diciendo a cada rato que se lo pusieran, por más que uno le dice a la gente, se lo ponen y ya de rato se lo bajan”, platicó Efrén Rodríguez, chofer de la ruta Pinos.

El director de Movilidad, Trinidad Martínez Soto, hace un llamado a la población para hacer buen uso del cubrebocas.

Puedes ver todo sobre el regreso a clases aquí: Guanajuato regresa a clases; 12 mil alumnos cambian a escuelas públicas