Jazmín Castro

León.- No hubo fuegos artificiales, música, papelitos de colores, ni autoridades que recibieran a los ciudadanos que llegaron al primer día de ‘Feria de Verano’.

No hubo ceremonia de inauguración, ni la tradicional bendición que se encarga de dar el arzobispo de la ciudad, Alfonso Cortés Contreras, simplemente se abrió la puerta del Distrito León MX y listo.

Oficialmente este viernes en punto de las 10:00 de la mañana comenzaron a ingresar los cientos de trabajadores que recibían unas gotas de gel alcohol y se dirigían a su área.

Pero entre ellos, estaba Carmen García de 59 años, así como su hermana, ambas de la colonia Centenario, que fueron las primeras visitantes que llegaron para ir a la zona ganadera y a comprar artesanías.

Mientras tanto, durante el recorrido lo único que se observaba que tuvo modificaciones fue la infraestructura, ya que luce más grande y cómoda para los visitantes y consumidores; pero los atractivos en tanto a juegos, comida, productos que se venden y actividades, son las mismas que se ofertan en la tradicional Feria de enero.

Se anunció con bombo y platillo 

La fiesta del pueblo que se realizará hasta el 25 de julio, se anunció con el objetivo de reactivar la economía, generar empleo y brindar una derrama de mil millones de pesos.

A diferencia de otros años donde los leoneses y foráneos ya esperaban en la puerta a que se diera el banderazo de arranque, la realidad fue que los visitantes durante la mañana y parte de la tarde ingresaron a cuentagotas.

Atractivos 

La Feria de Verano está situada en el Distrito León MX, un polígono donde se invirtieron 232.8 millones de pesos en 38 mil 418 metros cuadrados.

Este año, para la Feria de Verano, se modificó el número de juegos mecánicos, donde participan solo 40 de los 80 que se instalaban en la Feria tradicional, así como el número de vendedores al interior del Poliforum.

El costo de acceso a la Feria es de 16 pesos de jueves a domingo, mientras que de lunes a miércoles es de 73 pesos e incluye acceso a los juegos.

Venir es su decisión, advierte alcalde

Entrevistado en otro punto de la ciudad, el alcalde Héctor López Santillana, se negó a invitar a los leoneses a que acudan a la ‘Feria de Verano’, pues reiteró que cada quien debe tomar su decisión.

“No haría ningún llamado para acudir o para no acudir, el ciudadano es una gente madura, responsable, sabe es un espacio en donde están cuidados los factores para minimizar los riesgos y cada ciudadano tiene la libertad de decidir”, expresó.

Aunque se le cuestionó si acudiría al evento que se organizó con su anuencia, así como la aprobación de la Secretaría de Salud y el Patronato de la Feria de León, con el objetivo de reactivar la economía y deleite del pueblo, comentó que aún no lo decide.

“No le he determinado, es una decisión de familia (…) si quieren ir iremos y sino pues no iremos, no soy muy socialito y no me ven en eventos sociales, soy muy de mi hogar y mi familia, es una decisión de carácter familiar”, comentó.

Nuevamente se le cuestionó por los posibles riesgos que se corren al interior de la Feria de Verano, ante el coronavirus y sus diferentes variantes de cepas, sin embargo contestó, “¿cuál riesgo?”. Aunque se le enfatizó que la concentración de personas lo implica, se limitó a mencionar “en la vida todo es un riesgo”.

No obstante, durante la entrevista el edil pidió a los medios que tomarán su ‘sana distancia’ pues de lo contrario se haría para atrás, precisamente como medida preventiva ante el virus.

Las Momias de Guanajuato

El único evento protocolario en el marco de la Feria de Verano, fue encabezado de forma breve por el presidente del Patronato de la Feria Estatal de León, Juan Carlos Muñoz Márquez, y el alcalde de Guanajuato, Alejandro Navarro, para inaugurar el salón donde se expondrá una muestra de doce Momias de Guanajuato.

En su mensaje, donde no portaba cubrebocas, invitó a no tenerle “miedo” al COVID-19 sino “respeto” para “aprender a vivir con él”. Resaltó que el costo de este espacio es de 25 pesos por adulto y 15 pesos para menores de 15 años.

Ver nota: Fiesta de San Juan “se nos salió de las manos”, admite Alcalde de Guanajuato

Aunque la Feria de Verano, fue oficialmente inaugurada al abrir sus puertas, aún comerciantes y sobre todo restaurantes están terminando de instalarse.

En espacios como el Poliforum, se ha colocado un semáforo que indica si se puede ingresar o no, respecto al número de personas que estén al interior. Mientras tanto, sitios como los juegos operarán con 40 atracciones, pero no se limitará el acceso.

Se espera que esta celebración albergue casi 2 millones de personas en los 23 días y genere una derrama económica de mil millones de pesos. Al interior participan 800 personas como la brigada anticovid para a la seguridad de los asistentes.

Insultos en redes sociales

Mientras tanto, el presidente del patronato, Juan Muñoz, pidió a la población que no haga insultos en redes sociales por asistir al evento, pues aclaró que esta es una opción de cada persona y deben conducirse con respeto, pues este evento brinda 17 mil empleos.

En el recinto ferial ya se observa el colorido  de los restaurantes, bares, artesanía, juegos y la música para animar a los pocos y primeros visitantes.

Fundamental cuidar medidas: “una vida no cuesta una feria”

El presidente de la Comisión de Desarrollo Económico y Social del Congreso del Estado, Miguel Ángel Salim Allé afirmó que la Feria de Verano en León, traerá una importante activación económica, aunque señaló que es fundamental que se cuiden las medidas de seguridad sanitarias, “porque una vida, no cuesta una feria”.

Sobre la realización de la Feria de León que contó con el aval de la Secretaría de Salud, el diputado del PAN señaló que la pandemia del Covid-19 ha provocado severos daños a la economía de las familias, por lo que dijo que es necesaria esta reactivación económica.

“Sabemos que la gente se tiene que cuidar, que tienen que tomar todas las medidas en el tema de salud, porque una vida no cuesta una feria, pero también entendemos que la pandemia ha trajo afectaciones en muchas familias y precisamente en estas familias que viven en muchos casos de la feria, el que vende palomitas, el que vende churros, toda esta gente que está ávida de llevar tener empleo, de llevar alimento a su casa”.

Te podrías interesar: En medio de incertidumbre por nuevas cepas, arranca la Feria de Verano en León

SZ