Jessica de la Cruz
León.-
Raúl Cristian Torres Gutiérrez, presidente de la Asociación de la Industria de Reservaciones y Servicios (IRYSA) de Guanajuato, comentó que el sector tardará al menos tres años para recuperarse de las pérdidas económicas que les dejó la pandemia por el COVID-19.

El presidente agregó que en el 2020 tuvieron el 80 por ciento de pérdidas económicas en relación al 2019, porque las empresas se quedaron con lo básico (personal de seguridad, mantenimiento y administración). Respecto a las pérdidas del monto económico, se calculó conforme a los datos que arrojó la Dirección de Turismo y al cierre del año 2020 que se tenían registrados 10 mil millones de pesos en el sector.

“Hemos tenido un par de semanas que se han reactivado poco a poco. Hicimos una medición con Secretaría de Turismo con personas que están dadas de alta en el Seguro Social y se tienen casos de 98 por ciento, pero poco a poco tenemos agenda completa, sino por las reagendadas del año pasado”, añadió. 

Cristian Torres explicó que el problema de esta industria es que dependen de las agendas, programaciones y reservaciones que haga la sociedad para llevar a cabo una fiesta, organización, entre otras actividades. En donde están involucrados muchos oficios desde los grupos musicales, floristas, renta de vestidos, compra de zapatos, reservación de hoteles, renta de automóviles, estilistas, es toda una cadena impactada por la suspensión de actividades.

“Estamos hablando de 200 mil colaboradores de forma, según los datos del INEGI y en este nicho estamos hablando de 45 mil colaboradores, pues es una red extensa como tal, dentro del sector turismo somos los que más trabajo damos”, externó.

MD