Luis Telles

Moroleón.- El ex magistrado, José Miguel Cortes Lara, señaló que, pareciera pesimista y hasta catastrófico el precisar que el sistema de justicia penal ha colapsado, “si no lo está hoy, no tarde en colapsar”.

Dijo que, no podía afirmar que la situación de saturación, anticipo del colapso, que le ha tocado constatar, sea en todo el estadode Guanajuato o sólo en aquellos asuntos en los que él interviene como abogado litigante, “espero que sólo sea esto último”.

José Miguel dio a conocer que, le han fijado fechas para celebrar Audiencias de Juicio en materia penal, para celebrarse dentro de ocho o diez meses y, algunos de sus compañeros abogados le han confirmado fechas similares en otras partes del Estado. 

“El señalar fecha tan distante evidencia una saturación de causas que bien pronto colapsará el sistema de no tomarse medidas urgentes”.

Precisó que, en materia penal no es tanto lo que importa lo distante de las fechas, sino que mientras el juicio se celebra las personas se encuentran restringidas o de plano privadas de su libertad.

Explicó que, a quien se encuentra en prisión esperando una sentencia, que decida si es culpable o inocente, poco le importan las razones que se le expongan para justificar el retraso; “ellos quieren su juicio ya, para terminar con la incertidumbre que les agobia, y yo les entiendo”.

Es por ello, dijo que, los abogados en ocasiones les gana la desesperación, sobre todo, cuando por más que esgrimen razones y argumentos, estas se topan con actitudes de indiferencia.

“Es necesario tomar medidas y acciones urgentes, si no se quiere sufrir las consecuencias de una saturación inmanejable, antecesora del desastre. Es una primera llamada”, concluyó.

SZ