Luz Zárate

Celaya.- Vecinos y comerciantes de las colonias aledañas al puente elevado de la Avenida Irrigación, se manifestaron este lunes debido a que están en contra del cierre vehicular que se hizo en el paso, a nivel que hay en la zona –sobre las vías de ferrocarril-.

En entrevista al respecto, los afectados dijeron oponerse a esta disposición porque aseguran que ahora será muy complicado llegar a sus casas y la afectación económica para los comercios ubicados en la Avenida Irrigación será cuantiosa.

Unos 50 vecinos, empresarios y comerciantes llegaron a la parte baja del puente y se inconformaron por las obras que comenzaron desde el pasado fin de semana el personal de la empresa ferroviaria Kansas City, asegurando que cuando se hizo el anuncio por las autoridades (el 22 de septiembre) nunca se les informó sobre este cierre.

“La manifestación es por la inconformidad de que están cerrando la vialidad del paso vehicular debajo del puente. Como comerciantes, nos sentimos engañados por la presidenta y por la administración municipal, pues desde que inició la construcción, a nadie, en ningún plano, en ninguna maqueta que nos hayan mostrado, se le manifestó que la intención era el cierre permanente de las vías”, afirmó Francisco Jasso Mendoza, representante de los comerciantes de la zona.

Disputa de información

Aunque en el contrato que se hizo entre la empresa ferroviaria y la administración municipal sí se especifica que se cerraría el paso a nivel cuando entrara en funcionamiento el puente vehicular, los vecinos insisten en que esto no se les hizo público y menos que sería de manera definitiva.

No hubo acercamiento, ni municipal ni estatal, y aunque el Gobernador vino a la inauguración, no hubo acercamiento, no hubo nada. Nosotros nos enteramos por las noticias de que pretendían cerrar la vialidad, pero no sabemos de dónde surge la idea. Ellos dicen que porque hay una alta incidencia de accidentes vehiculares, pero yo tengo 22 años aquí y en ese tiempo no ha habido ningún incidente de vialidad con el tren”, dijo el representante de los vecinos.

A merced de la delincuencia

Y aunque las autoridades municipales aseguraron que a pesar del cierre del paso a nivel de piso -en ambos sentidos- fue clausurado, está garantizada la movilidad de la zona, pero los vecinos aseguran que es un riesgo circular por calles de las colonias aledañas pues son zonas de alta incidencia delictiva.

“Yo que tengo que entrar a Villas del Benavente, no hay manera para llegar a mi casa. Sí hay retornos, pero ¿cómo le hago si voy del otro lado de la vía y mi casa está justo abajo del puente? Me dicen que puedo meterme por las colonias, sí, efectivamente se puede hacer, pero hay asaltos a todas horas del día en esas zonas”, señaló Eduardo Morales.

Según datos de la dirección de Tránsito y Policía Vial, en la zona circulan unos 22 mil vehículos por día, con un estimado de siete mil unidades en horas pico, cifra que puede incrementarse cuando se regrese a clases.

Y mientras que los vecinos amenazan con manifestarse este martes en la presidencia municipal o impedir el paso del tren por el cruce de vías que pasa por la Avenida Irrigación, el personal de la empresa asegura que se mantendrán cerrados los accesos con los durmientes metálicos para que no pase ningún vehículo; posteriormente, colocarán columnas metálicas para cerrar el paso definitivo sobre las vías.

NDR