Redacción

Silao.- Tres personas murieron y una más resultó lesionada por disparos de arma de fuego en el interior de unas canchas de fútbol donde se llevaba a cabo un partido, en la comunidad de Bajío de Bolas Blancas en la zona limítrofe entre León y Silao.

A las 19:07 horas de este lunes, pobladores de la zona estaban en un partido de fútbol cuando, por la parte de afuera, llegaron hombres armados a bordo de un vehículo de la marca Honda de la línea Accord de color blanco de dónde bajaron y, a través del enmallado, dispararon a los que estaban estacionados con armas de grueso calibre.

Las víctimas estaban en la esquina, uno de ellos estaba en el alambrado, atrás de una camioneta tipo pick up de color roja, donde al parecer estaba consumiendo bebidas alcohólicas con otras dos personas cuando llegaron a balearlos.

Lee también: Víctima de balacera en partido de futbol era vocalista de la banda musical ‘La Sencillita’

De manera colateral, dispararon en contra de otra persona que tenía su auto estacionado y lo estaba moviendo del lugar, cuando fue impactado en el rostro a la altura del pómulo.

En un video se puede observar como corría la gente asustada por la serie de ráfagas que comenzaron a escucharse mientras estaba el partido.

Los jugadores de ambos equipos corrieron a resguardarse de los disparos, algunos de los árbitros que estaban ahí se tiraron al suelo, mientras que la gente desconcertada volteaba a varios lados para observar de dónde provenían los balazos.

Fue personal del Deportivo ‘El Roble’, que se encuentra sobre la carretera León-Santa Ana del Conde, a la altura a la desviación a la comunidad de los Ramírez, quienes llamaron al Sistema de Emergencias 911 Para que arribaran elementos de Protección Civil y valoraran a un menor de 17 años de edad quien presentó una herida en el brazo identificado como Erick Kevin Jr. quien no quiso ser trasladado y fue atendido en el lugar.

En cuanto a las víctimas, fueron identificadas como Heriberto Padilla Vega de 40 años, quien se presume padre del menor y quedó al lado del alambrado. Vestía playera blanca y pantalón de mezclilla azul y calzado blanco, de complexión robusta y cabello negro. La otra víctima, que presentó un disparo a la altura del maxilar izquierdo y quedó en el interior de un carro de la marca Nissan de la línea Versa de color gris, vestía pantalón de mezclilla negro y playera negra. El último occiso fue identificado como René ‘N’ quién presentó impactos en el cráneo y en la parte baja de la axila izquierda, este hombre vestía playera blanca short de color blanca y calzado deportivo del mismo color.

Autoridades de León indicaron que apoyaron al municipio de Silao en un operativo intermunicipal para poder lograr la detención de los presuntos responsables, pero no se logró la detención de ninguna persona.

Personal de la Fiscalía General del Estado de Irapuato arribaron para poder levantar los indicios balísticos y forenses que ayuden a determinar el móvil de la agresión e instruir a personal del Servicio Médico Forense que trasladara los cuerpos a las instalaciones de Irapuato para las necropsias de Ley.

Más tarde llegaron efectivos del Ejército Mexicano quienes resguardaron la zona en espera de los ministeriales, mientras que oficiales de las Fuerzas de Seguridad del Estado, estuvieron resguardando un par de horas para dejar todo cargo de los militares.

Lee también: Márquez aboga por Zamarripa: ‘violencia se desató por Pemex y el huachicol’

Abundan masacres en Guanajuato

Este año Guanajuato estuvo marcado por algunos de los episodios más sangrientos, ya que en múltiples ataques armados alrededor del estado dejaron un gran número de víctimas que fueron asesinadas en sitios públicos.

Basta con recordar el pasado 11 de marzo cuando cuatro hombres asesinados fueron localizados por la mañana en el crucero de la localidad Las Estacas en el municipio de Huanímaro.

Sus cuerpos fueron abandonados a plena luz del día sobre la carretera estatal Huanímaro-Pueblo Nuevo. Además, las víctimas eran de varias edades, entre los 25 y 35 años de edad.

Cabe resaltar que en menos de dos meses, en tres eventos distintos, han sido encontrados los cuerpos de seis personas asesinadas en esta misma área.

Otro hecho destacable ocurrió el 25 de marzo cuando cinco personas fueron ejecutadas en una granja porcícola que se ubica frente a la ermita dedicada a San Judas Tadeo en la ciudad de Celaya.

Aparentemente las víctimas eran trabajadores del lugar, a quienes sorprendieron a los sicarios que entraron de forma intempestiva para cometer el ataque.

Un caso más se presentó el 21 de junio cuando siete hombres fueron asesinados y dos más resultaron heridos cuando se encontraban  en un taller de motos en San Nicolás de los Agustinos, municipio de Salvatierra.

Vecinos indicaron que los propietarios del taller eran Cesar y Julio, ambos de unos 24 o 25 años de edad, y un ayudante de unos 19 años. Los tres eran vecinos de San Nicolás, quienes tenían aproximadamente tres años con su negocio.

Las otras seis víctimas eran clientes, cuatro también de San Nicolás y dos más de El Sabino, pero al menos a los propietarios del taller se les conocía por ser personas trabajadoras sin problemas con nadie

Por otro lado, uno de los hechos que más impactó fue sin duda un ataque armado en pleno estacionamiento de la tienda Walmart Torres Landa, ubicado en el cruce de Francisco Villa y bulevar Torres Landa, el cual dejó como saldo dos mujeres muertas y dos niños lesionados; entre ellos un bebé de ocho meses.

Al parecer las víctimas viajaban en una camioneta y, al momento de estacionarse, llegó al menos un hombre armado y les disparó en varias ocasiones a las dos mujeres para dejarlas sin vida en el lugar.

Más tarde, a través de un comunicado, la Secretaría de Seguridad Pública de León informó de la detención de una persona como presunto responsable del ataque y se le aseguró un arma corta. Además, se dio a conocer que el responsable solo tenía 15 años.

Cabe destacar que el mes de agosto ha sido uno de los más sangrientos del año, pues tan solo el pasado viernes un ataque armado al interior de una cervecería en Moroleón dejó como saldo 6 personas sin vida y 5 lesionados.

Tras los hechos se implementó un operativo en búsqueda de los responsables. Sin embargo, por la poca información los resultados fueron negativos.

Un día después, se registró un ataque armado en la colonia Santa María de Irapuato, el cual arrojó como saldo siete hombres y una mujer muertos.

Supuestamente, sujetos armados que viajaban en un vehículo, dispararon en varias ocasiones contra el grupo de personas que convivían afuera de una vivienda, hasta que terminaron con sus vidas.

EZM