Redacción

Wuhan.-  Tres investigadores del Instituto de Virología de Wuhan de China necesitaron atención hospitalaria en noviembre de 2019, meses antes de que China revelara la pandemia, así lo manifestó The Wall Street Journal citando un informe de inteligencia estadounidense.

El periódico afirma que el informe, que proporciona nuevos detalles sobre la cantidad de investigadores afectados, el momento de sus enfermedades y sus visitas al hospital, puede ser información suficiente para solicitar una investigación más amplia sobre si el virus surgió en el laboratorio.

Una portavoz del Consejo de Seguridad Nacional, dijo que el Gobierno de Biden sigue teniendo “serias dudas sobre los primeros días de la pandemia del COVID-19, incluidos sus orígenes en China”. Añadió que el Gobierno de Estados Unidos estaba trabajando con la OMS para apoyar una investigación impulsada por expertos sobre los orígenes de la pandemia.

“No vamos a hacer pronunciamientos que prejuzguen un estudio en curso de la OMS sobre la fuente del SARS-CoV-2, pero hemos dejado claro que las teorías sólidas y técnicamente creíbles deben ser evaluadas a fondo por expertos internacionales”, dijo.

Una hoja informativa del Departamento de Estado publicada en enero pasado decía que los investigadores se enfermaron en otoño de 2019, pero no llegaron a decir que habían sido hospitalizados, según CNN.

El director del Laboratorio Nacional de Bioseguridad de Wuhan dijo a los medios que la afirmación en un nuevo informe de inteligencia de Estados Unidos de que varios investigadores del laboratorio fueron hospitalizados el pasado noviembre era “una completa mentira”.

CNN se comunicó con el Ministerio de Relaciones Exteriores de China para obtener una respuesta. El Ministerio dará su rueda de prensa el lunes a las 3 p.m. hora local.

CHINA NIEGA ACUSACIONES

El informe al que alude el diario estadounidense se redactó en los últimos días de la Administración de Trump y asegura que los síntomas de los investigadores eran consistentes tanto con la COVID-19 como con enfermedades estacionales comunes.

China informó a la OMS de que el primer paciente con síntomas similares a los de la COVID-19 se registró en Wuhan el 8 de diciembre de 2019.

China ha negado repetidamente que el virus se haya escapado de uno de sus laboratorios.

Te podría interesar: Advierte OMS sobre la aparición de un nuevo virus potencialmente más peligroso que la covid

SZ