Staff Correo

Guanajuato.- El presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que la Fiscalía General de la República tiene denuncias de probable asociación entre la delincuencia organizada y autoridades locales del estado de Guanajuato.

En su conferencia de prensa, López Obrador señaló que en el caso de Guanajuato se dejó arraigar a grupos de la delincuencia porque si no hubo contubernio, sí impunidad y no se atendió el problema y creció mucho desde abajo.

“Si vemos la información es el Estado con más homicidios, 12% en promedio, hemos logrado una disminución, pero todavía no es considerable, pero vamos a continuar, y vamos a seguir insistiendo en que no debe de haber asociación delictuosa entre autoridades y las bandas”.

El presidente dijo que hay denuncias que se han presentado con ese propósito. Señaló que Guanajuato es el estado que más atención requiere porque es en donde se concentra más la violencia, sobre todos en los homicidios dolosos, “en donde hemos tenido más dificultad, y tiene que ver con la delincuencia organizada”.

Reconoció que, en su gobierno, no han podido reducir los índices de asesinatos y esta labor ha sido particularmente difícil en Guanajuato. “Lo dije hace unos días, se dejó arraigar a grupos de la delincuencia, hubo, si no contubernio, impunidad. No se atendió el problema y creció mucho desde abajo, desde las colonias, en los municipios. Enfrentarlo está llevando tiempo, nos está costando trabajo, pero estamos dedicados a eso”.

Según las cifras presentadas por Ricardo Mejía, Subsecretario de Protección y Seguridad Ciudadana Federal, hasta el mes de octubre en Guanajuato se han presentado 3 mil 821 homicidios dolosos, lo que supera las 2 mil 834 muertes violentas de la entidad en todo el 2019.

Víctimas de la bonanza

El presidente del Observatorio Nacional Ciudadano, Francisco Rivas Rodríguez, aseguró que Guanajuato es víctima de su propia bonanza, la cual atrajo a grupos criminales que ven este territorio como un mercado muy atractivo.

El especialista en Cultura de la Legalidad por la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales explicó que, con algunas excepciones, las entidades con mayor desarrollo terminan por convertirse en epicentros de la violencia en México, mientras que las que no tienen crecimiento económico como Campeche o Chiapas, son de las más pacíficas. Sin embargo, apuntó que en el caso de Guanajuato también su posición geográfica lo vuelven una plaza codiciada por el crimen organizado, aunado a la ineficacia de las autoridades.

Asimismo, Francisco Rivas subrayó que tampoco sirve detener a líderes de grupos delincuenciales si al final el Gobierno federal dobla las manos o no judicializa de forma correcta las correspondientes carpetas de investigación.

DM

Quizá te pueda interesar: