Agencias

Ciudad de México.- La actual reina de belleza de México, Sofía Aragón, causó controversia al romper el silencio y revelar que sufrió de violencia simbólica por parte de la organización del certamen de belleza y de Lupita Jones, Miss Universo de 1991. La también segunda finalista de Miss Universo en 2019 reveló que pasó dificultades económicas mientras participaba en el concurso.

En un live en Instagram, Sofía contó que fue víctima de violencia simbólica y que si decidió hablar fue porque le preguntaron, pues había guardado su experiencia ya que le era difícil expresarla; usuarios de las redes sociales no tardaron en brindarle respaldo a Sofía y repudiar la actitud de Jones.

“La verdad es que creo que ya era tiempo de levantar la voz, y sé que muchas reinas se van a unir porque no soy la primera, no seré la última, y la verdad es que estoy intentando hacerlo como lo más sutil posible. Yo no quería hablar al respecto, no me atrevía, pero ustedes me lo preguntaron”, relata.

Agregó que se quedó sin dinero y a veces no tenía ni para comer, pues Lupita le negó el apoyo que se le daba a todas las reinas de belleza. En 2019 Sofía se colocó como representante de Jalisco, luego de reemplazar a Dorothy Sutherland.

La modelo comenzó su preparación para representar a México en Miss Universo y Lupita Jones, según contó, no la apoyó económicamente; Sofía ocupó sus ahorros para solventar su estancia en la Ciudad de México, hasta que el dinero se le acabó y tuvo que pedir ayuda.

“Cuando me empecé a preparar para Mexicana Universal, Lupita me dijo ‘para ti no hay dinero, no hay apoyo, así que hazle como quieras’. Yo soy la única reina en la historia de la organización, llámese Mexicana Universal o Nuestra Belleza, a la que no se le da un solo peso. Yo tuve que pagar todos mis gastos, de mantenerme, de mi comida, mi gasolina, todos los gastos necesarios para vivir en la Ciudad de México y poder seguir adelante”, reveló.

Recordó que en su momento de desesperación, le habló a su coach para confesarle que no tenía para comer y que en su cuenta bancaria sólo tenía 100 pesos, y que a pesar de que sufría endometriosis, la organización de belleza la dejó a la deriva. “Le decía a Lupita, ‘por favor necesito ir al doctor, no tengo con qué’, y me decía, ‘Sorry, no hay’”, indicó.

La representante de México en Miss Universo tuvo que recurrir a ayuda de una amiga y de su familia. Aunque pensaba olvidarse de su sueño, su coach la aconsejó para que siguiera su meta. Fue así que logró llegar a la final de Miss Universo en 2019, donde logró el segundo lugar, luego TV Azteca, le ofreció trabajo como conductora, “ese mismo día Lupita me dejó de seguir de redes sociales, me bloqueó y tengo desde enero sin saber nada de ella”, concluyó.

“Sé de qué pie cojean”

Anoche Lupita Jones le contestó: a Sofía: “Puedo contar la parte de todas las demás porque yo sé de dónde vienen todas y de qué pie cojean, desde la drogadicta, la alcohólica”, dijo ante sus “niñas”, en una transmisión en vivo. Cuando decía esto, una voz masculina agregó que también de “la golfa”, a lo que la directora del certamen sonrió, y continuó. “Yo sé los traumas, las inseguridades con las que llegó (Sofía), yo puse un equipo de trabajo con ella para ayudarla a superar todos sus traumas, inseguridades. Sofía llegaba desgarrándose las venas, arrastrada, sin bañarse a la oficina, en depresión total por todo lo que decían de ella en redes sociales”.

LC