Reconoce EE. UU. que alimenta narcoviolencia

0
COMPARTIR
Los secretarios de Gobernación, Miguel Ángel Osorio (de izquierda a derecha); de Estado, Rex Tillerson; de Hacienda, Luis Videgaray; y de Seguridad Nacional, John Kelly. Foto: AFP

Secretarios de Trump aceptan que su país es en parte responsable; plantean nueva estrategia

AFP

WASHINGTEON, EE.UU.- De visita en México, los secretarios de Estado, Rex Tillerson, y de Seguridad Nacional, John Kelly, admitieron que la demanda en su país de drogas ilegales alimenta la violencia en México, y que ésta debe ser reducida para resolver el problema regional.

“Necesitamos asumir este problema -de drogadicción, demanda de opioides-. Es nuestro (…) estamos perdiendo una batalla en la frontera”

Secretarios estadounidenses

Los altos funcionarios estadounidenses coincidieron en que su país tiene gran responsabilidad, durante una conferencia de prensa que ofrecieron tras reunirse con sus pares mexicanos.

Publicidad

“Necesitamos asumir este problema. Es nuestro”, dijo Tillerson, al pronunciarse a favor de una campaña en su país contra la drogadicción, y además aumentar el intercambio de información con México para combatir a los narcotraficantes afectando sus lugares de producción, redes de distribución y flujo de efectivo.

Los dos secretarios señalaron que la demanda estadounidense de opioides y otras drogas es una de las principales responsables de la devastadora cantidad de muertes por sobredosis en Estados Unidos, y también de la narcoviolencia en México.

“Tenemos que superar la asignación mutua de culpas, el único que gana es el crimen organizado (…) ambos -países- coincidimos en la urgencia de un esfuerzo binacional”

Secretarios mexicanos

Tillerson puntualizó que además de combatir la epidemia nacional de adicción, el gobierno del presidente Donald Trump trabajará con México para desbaratar los operativos de narcotraficantes.

Te podría interesar:  Con EE. UU., notorias diferencias: Videgaray

Por su parte, Kelly advirtió que mientras no disminuya el consumo de drogas ilegales en Estados Unidos, “estamos perdiendo una batalla en la frontera”.

“Tenemos que superar la asignación de culpas”

El canciller mexicano, Luis Videgaray, dijo que la reunión de ayer fue importante porque si bien no alcanzaron acuerdos ni estrategias específicas, lograron “entender que tenemos que atacar de manera conjunta todos los eslabones de este negocio criminal”.

“Tenemos que superar la asignación mutua de culpas. Si nuestros gobiernos discuten sobre quién es culpable, el único que gana es el crimen organizado, que trae violencia y muertes en ambos lados de la frontera”, indicó el secretario de Relaciones Exteriores.

A su vez, el secretario de Gobernación mexicano, Miguel Ángel Osorio, indicó que durante el encuentro “expusimos nuestra visión sobre el combate al crimen organizado y ambos coincidimos en la urgencia de un esfuerzo binacional más equilibrado”.

Ambas partes dijeron que esta última reunión fue resultado de la visita que Tillerson y Kelly hicieron a Ciudad de México en febrero.