Redacción

México.-  La propagación del virus COVID-19 sin dudas causó múltiples y numerosos problemas en torno a la economía mexicana, debido a que decenas de sectores, por la inactividad, vieron que con el paso de los días sus ingresos se fueron reduciendo de manera exponencial. Pero también esta situación hizo que se acelerara como nunca antes, la digitalización de cientos de procesos, muchos de ellos relacionados con el sector de las finanzas.

A la hora de hacer inversiones, quienes tienen ahorros, ya prácticamente no acuden a los bancos en busca de respuestas, sino que desean tenerlas sin salir de su domicilio. Prestando suma atención a eso, un banco que comenzó con el asesoramiento de forma digital para los inversores fue BBVA. Este banco tiene por el momento, aproximadamente medio millón de clientes, que confían a la entidad su dinero para poder obtener rentabilidades. De ese modo, la institución se encuentra administrando fondos que rondan en los 590 mil millones de pesos en total, algo que se estima que siga creciendo por el resto del 2020.

Debido a que las posibles inversiones financieras en BBVA que cualquier persona puede realizar sumamente variadas, esta entidad tuvo que diseñar una forma de atender todas las consultas que llegaban vía online. Por eso una primera medida fue la de darle la posibilidad a sus clientes de que accedan a cualquiera de los fondos de inversión disponibles a través de la aplicación móvil para celulares que tiene el banco. La posibilidad de operar de esta manera es no sólo para las personas físicas sino que también para quienes tienen algún tipo de actividad empresarial.

Afirma el Sr. Jaime Lázaro Ruiz, que tiene en la actualidad el cargo de director de Asset Management de BBVA México, que estas nuevas funcionalidades de la aplicación tienen como objetivo darle más rapidez a los clientes a la hora de operar, también poder tener información en el momento y elegir así la mejor y más rentable inversión. Al operar fondos por la app, debe saber todo usuario que el monto mínimo que se estableció es de tres títulos, por cada operación que realice, que pueden ser ilimitadas.

Al comprar un título, cualquier persona que lo haga por medio de BBVA, va a poder verificar previamente toda la información más importante como, por ejemplo, precio, liquidez, entre otras cosas. Cuando una persona vaya a vender el título que en algún momento adquirió, debe saber que va a poder hacerlo de dos maneras: total y también parcial. De qué forma quiere hacerlo el cliente lo va a tener que indicar qué monto anhela vender y luego el banco se encargará del resto. A su vez, quienes desean tener rentabilidad pero sin estar sujetos a volatilidades: el Banco BBVA ofrece la oportunidad de inversión a través de sus Pagarés, para invertir en plazos desde 1 hasta 182 días y con montos que son relativamente bajos, que comienzan en los $2,000.

En esta nueva era digital, en donde operar con rapidez es lo primordial para cualquier persona, sin dudas que habrá importantes cambios, y uno de los que más se adaptó fue el financiero. Muestra clara de ello son, por ejemplo, las billeteras virtuales con las que se pueden hacer pagos electrónicos, algo impensado años atrás y hoy en día es la forma en la que eligen pagar millones de mexicanos.