Proliferan vacas en la vía pública, pese a anuncio

Cabezas de ganado

Las reses han sido vistas en las áreas verdes de Pozuelos, San Javier y Los Pastitos. Foto: Martín Silva.

La poca vigilancia ha propiciado que de nuevo los bovinos estén en varias zonas de la ciudad

Patricio Serna

Guanajuato.- Pese a que el alcalde capitalino, Edgar Castro Cerrillo, dijo que habría cero tolerancia contra los propietarios de cabezas de ganado que estuvieran en la vía pública, aún pueden verse muy seguido reses pastando en diferentes zonas de Guanajuato debido a la poca vigilancia del tema.

Hace un año, el alcalde y distintas dependencias de la presidencia como Policía Vial, Policía municipal, Servicios Públicos y la Dirección de Salud, por mencionar algunos, tomaron cartas en el asunto y comenzaron a retirar las vacas de las vialidades para ponerlas bajo resguardo en el Rastro municipal.

Se había decretado que los animales permanecerían determinado tiempo en lo que aparecía su dueño, éste tendría que acreditar la propiedad de las cabezas de ganado y pagar la multa, la cual puede llegar hasta los mil 500 pesos más 23 pesos por día en el corral, de no ser así el caso se pasaría al Ministerio Público para comenzar una investigación para encontrar a los dueños, en caso contrario los animales serían subastados.

Incluso hubo operativos para retirar animales de la vía pública; pero parece que la vigilancia en el tema ha disminuido, pues nuevamente los rumiantes se han vuelto a ver en áreas verdes alimentándose, siendo para los conductores y transeúntes un riesgo latente.

Zonas de riesgo

Los lugares en donde se les ha visto en los últimos días a estos animales es en la glorieta Monumento a Cervantes, ubicada en Pozuelos, y las áreas verdes aledañas; en la glorieta de Los Mineros, allí, antier por la noche, se pudieron ver cuatro vacas echadas en el camellón frente a la base de los Ángeles Verdes.

En Los Pastitos también es muy común ver a estos bovinos alimentándose al igual que en jardín de San Javier, ubicado a un costado de la calle San Matías, todas en zonas cercanas a calles, en donde en cualquier momento se puede presentar un accidente y el encontronazo de una res con un automóvil puede derivar en resultados fatales.

Además de poner a los automovilistas y los transeúntes en riesgo, las vacas también atentan gravemente contra la flora de estos lugares, a esto se le suma la gran cantidad de excremento que a su paso van dejando, el cual da una muy mala imagen a los visitantes de la capital.

La multa

La sanción a los propietarios de los animales por cada res que se encuentre deambulando en la vía pública llega hasta los mil 500 pesos más 23 pesos por día que pase en el rastro.

E/MEJZ*