¿Por qué sentimos placer al limpiarnos los oídos?

Foto: Especial

La limpieza con cotonetes es una práctica que provoca una gran satisfacción y a esto se le conoce como orejasmo

Redacción

México.- La piel del oído es delgada y extremadamente sensible, donde convergen muchas terminaciones nerviosas, de ahí que muchas personas experimenten placer con tan sólo limpiar el interior con un cotonete. A esto se le conoce como orejasmo.

Los oídos son zonas erógenas por excelencia, esto es bien sabido en países como Vietnam, donde se ha hecho un gran negocio con ello, con spas y peluquerías que ofrecen limpieza de oídos y se garantiza un enorme placer con ello.

Quienes lo han experimentado lo describen como una especie de escalofrío placentero, no sólo en la parte de la oreja, sino en otras partes del cuerpo.

Esto es bien sabido por todas aquellas personas que durante las relaciones sexuales estimulan también la parte de los oídos, por ello debes aprovecharlos al máximo.

Si sientes placer al limpiarte los oídos ya sabes de qué se trata, has alcanzado un orejasmo. Sólo recuerda que debes limpiarlos con suavidad para evitar daños en el aparato auditivo.

Comentarios

Comentarios