Pólvora e infiernitos

POLVORA E INFIERNITOS Miguel Zacarias

JORGE ESPADAS: QUE SE VA, QUE SE QUEDA, EL AS BAJO LA MANGA

YA VIENEN. No falta mucho para enfrentar esas grillas en el Congreso del Estado con el arribo de los nuevos diputados.

NI SABEN. Ya en el PAN se comienzan a generar rumores y uno que otro jaloneo. La recuperación de la mayoría en la siguiente legislatura trae a muchos alborotados porque el blanquiazul llevará mano en muchas designaciones.

CODICIADO. Y uno de los cargos más apetecidos en Acción Nacional respecto al Congreso local es el de la Secretaría General, cargo que hoy ostenta Jorge Espadas Galván.

ESCENARIO. En la lógica de la pertenencia a corrientes internas y grupos en el blanquiazul hay quienes creen que Espadas Galván podría estar en riesgo de no ser ratificado en su cargo. Si bien no es un personaje confrontado con Éctor Jaime Ramírez Barba, tampoco lo tiene garantizado.

ANSIAS. Más de algún funcionario panista, ahí mismo en el Palacio Legislativo, se siente con patas para gallo y merecimientos suficientes para alcanzar ese puesto clave e influyente por naturaleza en la marcha del Congreso local.

PRENDAS. Si nos atenemos a la relación que cultivó Espadas con los coordinadores de las distintas fracciones opositoras, la evaluación a su trabajo es positiva. Después de lo tormentoso que resultaba el vínculo de Salvador Márquez Lozornio con los otros partidos, lo visto en esta legislatura fue la cara opuesta de la moneda.

PARADOJA. Pero también hay que decir que Espadas trae algunos malquerientes al interior de su partido.

LA LEY. Peeeero, un dato que poco se ha destacado es el beneficio que le da a este funcionario la reforma a la ley orgánica del Poder Legislativo aprobada recientemente en donde se incluye que el cargo de secretario general del Congreso tendrá una duración de siete años.

PUEDE SER. Espadas apenas va a cumplir su tercero, así que el tema legal está de su lado. Por supuesto que le pueden decir tranquilamente en su partido ‘contigo, no vamos’.

A VER. A la luz de la prerrogativa que le da la ley, la designación de un nuevo secretario general dejaría claro el carácter político de esa eventual decisión. Será una probadita para ver si la onda grupera en realidad ya no es criterio de elección en el blanquiazul.

A PROPÓSITO DE CRÉDITOS: LAS DEUDAS QUE NO FUERON

REBOTES. Las decisiones asumidas en el ámbito legislativo hace meses, y por parte del Ejecutivo estatal en materia de solicitud de endeudamiento de municipios, parecen cobrar sentido con las realidades de los últimos días.

COMO ANILLO AL DEDO. La reforma antideudas estatales y municipales que promueve el gobierno del presidente Enrique Peña Nieto le sirvió al gobernador para adornarse. Aquí no es Coahuila ni Nuevo León, parece presumir. Con aval federal hasta intereses más bajos se pagarían.

NO MÁS. Hace algunos meses, en el Congreso local decidieron cerrar la puerta a cualquier solicitud de deuda de cualquier municipio. Lo mismo había panistas como Celaya que priistas como la capital del estado.

EL MENSAJE. No tiene sentido aprobar deudas en el último año de la administración cuando ni siquiera se va a poder ejecutar el recurso fue el argumento. Y ayer Márquez reforzó el plan: Ni adelanto de participaciones ni apoyo a municipios. Nada que maquille las finanzas de las administraciones que se van.

LEÓN: TRAJES A LA MEDIDA QUE SE QUEDARÁN EN EL CLÓSET

QUE NO. Si como indica el sospechosismo en Palacio Municipal, la propuesta de Leonel Charnichart para que el Ayuntamiento apruebe la extensión de la Ruta del Peatón en León hasta la manzana donde se ubica el excine Buñuel está conectada con la edificación de un antro en ese inmueble, que ni se hagan ilusiones los promotores de la idea.

CUESTA ARRIBA. Todo parece indicar que ni la propuesta para ampliar la famosa Ruta del Peatón ni la autorización para ese complejo de entretenimiento, verán la luz por lo menos de aquí al 10 de octubre.

NOMBRES. Ayer, el director de Desarrollo Urbano de León, Óscar Pons González, hizo mutis cuando se le preguntó si la propuesta de ampliar la Ruta del Peatón a la manzana donde se ubicaba ese cine, a unos 100 metros del Arco de la Calzada, era un traje a la medida para la construcción de ese lugar que fue concebido por el exitoso grupo empresarial Pazzion por la Fiesta.

HECHOS. Resulta que los promotores solicitaron por lo menos cuatro constancias de factibilidad para diferentes negocios en el mismo lugar: Un cine, un cine con venta de bebidas alcohólicas, un restaurant bar y una discoteca.

CONTEXTO. La constancia de factibilidad en Desarrollo Urbano es un documento informativo, expedido a petición de parte, en el que se manifiestan los usos de suelo predominantes y compatibles, condicionados e incompatibles.

MÁS CLARO. En otras palabras, es la respuesta de Desarrollo Urbano a quien quiere poner un negocio para decirle: El proyecto que traes es compatible con lo que hay en la zona o no es compatible. No significa ninguna autorización.

EL INFORME. La empresa ha comenzado a hacer modificaciones internas al inmueble según dice Óscar Pons. Para esas no requiere permiso de la autoridad. Sólo cuando decida cambiar la fachada o demoler una parte de la propiedad.

USOS. La autoridad leonesa supone que esto forma parte del tradicional modus operandi del promotor común. Avanzar en la construcción y llegar con ella a pedirle permiso y que no le quede otro remedio que autorizar lo que ya se ha avanzado.

HASTA AHÍ. Es un hecho que la propuesta de Charnichart no va a pasar en el pleno del Ayuntamiento. No hay sustento reglamentario, no tiene los votos necesarios y en el remoto caso que se aprobara, esto no le daría luz verde al proyecto que se incuba en lo que fue el cine Buñuel. Tendrán que esperar al arribo de la nueva administración porque en esta, el paso está totalmente cerrado.

UNA PAUSA Y VOLVEMOS… Por vacaciones del autor, la Pólvora hace una pausa. Nos volvemos a leer en este mismo espacio, el próximo miércoles 26 de agosto.

GRILLA Miguel Zacarias

LA TORRE SALIM: A TRES AÑOS DE IR AL ARCHIVO MUERTO

Todavía ni siquiera asumía el poder el actual gobernador Miguel Márquez y los deslindes en el PAN-Gobierno comenzaban a quedar claros y anticiparnos el nuevo equilibrio en este partido.

Hace exactamente tres años, el ISSEG anunciaba el replanteamiento del proyecto conocido como Conjunto Estrella que un año antes, con bombo y platillo, había anunciado quien fuera titular de esa paraestatal, Miguel Salim Alle.

Habrá que ubicar tiempo y circunstancias de aquel anuncio. Ya no estaba Juan Manuel Oliva en la gubernatura y el interino era Héctor López Santillana. Había pasado poco más de un mes de las elecciones que significaron la derrota en las presidenciales para el PAN y un fuerte golpe a la joya de la corona que era Guanajuato para el blanquiazul.

La derrota más sonora se había dado en León donde el candidato era precisamente Miguel Ángel Salim Alle quien había hecho de su paso combinado en el ISSEG y en la dirigencia municipal del PAN leonés, la plataforma (que se pretendía) ideal para buscar la alcaldía de León.

Salim Alle contó con la bendición del entonces dirigente estatal panista Fernando Torres Graciano y con la del propio gobernador Juan Manuel Oliva. Resultaba inédito que un panista combinara un cargo de liderazgo partidista con uno administrativo, nada menos que la paraestatal más poderosa en la entidad.

En octubre del año anterior, Salim Alle había anunciado la construcción de una torre de 22 pisos que se convertiría en un hit en la región. Dijo entonces que la inversión no ponía en riesgo las finanzas del ISSEG que con el paso de los años ha hecho toda una tradición de la reiteración de la fortaleza de las finanzas y de la garantía de los ahorros para los trabajadores del estado y de las pensiones para jubilados.

Por eso el anuncio del replanteamiento de la inversión fue un punto de quiebre para Salim Alle quien hoy se encuentra en la otra cara de la moneda.

Hace tres años parecía en la lona tras la derrota en León y sin la posibilidad de entrar en el primer círculo de la política panista. Hoy, está a punto de rendir protesta como diputado federal plurinominal, pero la corriente a la que pertenece y sus aliados ya no son, todos, los mismos.

La imagen del día

Pri Guanajuato: ¿Estamos ante el comienzo del fin?

IMG_9753

Un irrefutable sabor amargo irradió ayer el ambiente y la disciplina a la vieja usanza que configuró en el búnker estatal la asamblea en donde se aprobó el dictamen de procedencia del nuevo binomio que dirigirá al priismo nacional, a partir de ahora, integrado por Manlio Fabio Beltrones y Carolina Monroy.

Sabor amargo para Santiago García López y el grupo gobernante del priismo en Guanajuato que hoy ve como el mundo se le viene encima. Las señales ominosas en torno a su futuro comienzan a cobrar vida en diversas manifestaciones.

El discurso cumplidor de Santiago García, con las ya consabidas frases prefabricadas de la parafernalia priista en donde, llámese como se llame el nuevo ungido, se trata del personaje que todos esperaban, del virtuoso que conducirá el barco a buen puerto y que es objeto de un sinfín de elogios.

Los usos y costumbres del PRI llevan décadas entre nosotros pero han cobrado nueva vida con el regreso del tricolor a Los Pinos.

Pero una vez que cayó el telón del trámite estatutario en el partido, la oscura realidad que rodea a quienes gobiernan al PRI en Guanajuato hace su aparición.

Lo de menos son las peticiones para que Santiago García renuncie a la dirigencia del PRI. A las palabras se las lleva el viento. Ese ha sido el grito de batalla pero se acumulan los elementos, los bombazos y el arsenal para la embestida.

Hay quienes dicen que esta dirigencia puede morir de inanición en cuestión de meses. Lo cierto es que el cuestionamiento por el manejo de los dineros, el asunto de las encuestas, las denuncias de malos manejos de programas de vivienda relacionados con la campaña por la dirigencia estatal hace un año abona para los fervientes deseos de quienes ya la ven agonizando.

El único gran argumento para la resistencia de García López y compañía es el período estatutario para el que fueron elegidos. No hay más. No hay otra razón para que resistan y se opongan a la sed de revancha de quienes fueron los derrotados hace un año.

El problema es que los cuestionamientos alcanzarán a algunos de los diputados electos y eso pega en una de las pocas líneas de flotación que tiene hoy el alicaído grupo gobernante.

Santiago García cree que todavía tiene opción de ser el coordinador o, en su defecto, Rigoberto Paredes o que puede construir la nominación de alguien más que lo aferre con uñas y dientes a un espacio de poder.

En realidad los augurios son de catástrofe. Manlio Fabio Beltrones ya tiene el poder y sus aliados en Guanajuato, lo necesario para la tormenta perfecta. Vamos a ver.

Más de la Pólvora en Twitter: @MiguelZacarias

Comentarios

Comentarios