Pólvora e infiernitos

Publicidad

ROBERTO NOVOA: QUE LO ESPEREN TANTITO

QUE NO. Son los usos y costumbres en la actual administración municipal de León. El último minuto del miércoles feneció el período de licencia que solicitó el primer síndico del Ayuntamiento leonés, Carlos Medina Plascencia, y se suponía que ayer mismo, su suplente Roberto Novoa debía rendir protesta en la sesión de cabildo.

PRIMERO LO PRIMERO. Pero no hubo tal. Y es que el expresidente de Anpic no está en la ciudad. Como buen empresario de la proveeduría del calzado anda fuera del país en plan de negocios. El Ayuntamiento puede esperar.

PARA ÉL SOLITO. Así las cosas, su espacio sigue vacante y habrá de convocarse a una nueva sesión con un solo punto a tratar: que rinda protesta como nuevo miembro del cabildo.

ELLOS MANDAN. Nada nuevo bajo el sol. En la administración López Santillana, el ritmo de trabajo y de las reuniones de comisión lo ponen los señores empresarios de acuerdo a la agenda que marquen sus respectivos negocios. Qué se le va a hacer.

DEDAZOS AZULES EN PUERTA: ILUSOS, ILUSIONADOS Y DESPLAZADOS

SUSPENSO. En el inédito proceso que vive el PAN con el sello del dedazo para la definición de sus candidatos a todos los puestos de elección popular, las horas que vienen se convierten en un suplicio para los suspirantes a una candidatura.

MANOS SUDOROSAS. Ayer, una vez que se dio a conocer la convocatoria y la repartición de distritos electorales federales para cumplir con la equidad de género, algunas ilusiones se fortalecieron, otras se debilitaron y los nervios de muchos y muchas panistas se encendieron.

OTRO ESTILO. Los que estaban acostumbrados a convencer o cooptar militantes en asambleas partidistas, hoy están al amparo de la coyuntura que los envuelve: ya sea que sean afines al grupo hegemónico o padezcan la circunstancia de estar en el ‘Bronx’.

JUNTO Y PEGADO. La angustia no es sólo para los que quieren una candidatura a una diputación federal, sino para los que quieren ser reelectos en el Congreso local o quieren una curul en el Congreso del Estado.

BALANCE. Ayer el PAN federal definió; de los 12 distritos federales donde propone candidato, 6 para hombre y 6 para mujer; Los 4 de León y los 2 de Irapuato se reparten. Los dedazos para candidatos a diputados locales vendrán hasta antes del 20 de febrero.

MUESTRAS. Por ejemplo, la diputada Libia Denisse García, que para tirios y troyanos dentro del PAN ha tenido un buen desempeño en el Congreso local, quiere buscar la reelección pero como no está encuadrada entre las incondicionales de Miguel Márquez o del precandidato Diego Sinhué Rodríguez, su nueva postulación está en duda.

LOS DUEÑOS DE SU DESTINO. Una alternativa para ella es buscar una curul federal pero la señal tiene que esperarla de los altos mandos para saber a dónde va.

DEL OFICIALISMO. O el caso de su compañera Leticia Villegas Nava que también quiere reelegirse pero no sabe qué quiere el partido para ella. Igual la ubica en una candidatura a San Lázaro mientras ella sueña no sólo con otros tres años en el Congreso del Estado sino hasta en la coordinación de la próxima bancada si Éctor Jaime ya no sigue ahí.

SUSPIROS. De los dos distritos reservados para mujer en León (3 y 6), se habla de que uno de ellos podría ser para la actual senadora Pilar Ortega Martínez. Los otros dos de León que son 5 y 11 son para varones. Aquí hay varios tiradores. Uno de ellos es Juan Carlos Muñoz quien no quiere repetir en la curul local y podría tener uno de los dos disponibles porque es del clan dieguista.

NI MODO. En el ala torresgracianista hay algunos que tendrán que encender sus veladoras. Es el caso de Jorge Espadas y José Luis Manrique. Este último, aspiraba de manera natural por el distrito 6 pero ya está reservado para mujer.

NUEVAS APUESTAS. Ahora tendrá que moverse por alguno de los dos disponibles. Espadas, por su parte, exsecretario general del Congreso y actual representante del PAN ante el IEEG, tiene las capacidades para ser candidato a diputado local pero la onda grupera podría dejarlo fuera de la jugada. Podría quedarle la alternativa de una federal aunque dependerá de las negociaciones de su padrino, el senador con los jerarcas del grupo hegemónico.

QUIERE. Estas son apenas unas piezas del rompecabezas, en Irapuato, por ejemplo, para el distrito 9 que hoy está en manos del PRI, se apunta Elena Ramírez.

NO VA. Para Guanajuato capital, en el distrito 4, que es para un varón  descarte de una vez por todas al secretario particular del gobernador Ricardo Narváez que como su jefe, espera el cierre del sexenio sin ánimo de futurismos.

PREMIOS MAYORES. Y bueno, para el Senado. En el caso de mujeres, el Yunque ya tiene reservada esa posición para Alejandra Reynoso mientras que en el caso de los varones, hay varios tiradores: el diputado local Éctor Jaime Ramírez Barba, el presidente del Consejo del Iplaneg, Eduardo Sojo, y en una de esas, aunque haya dicho que no quiere, hasta Carlos Medina.

LA DEL ESTRIBO…

En las postrimerías del gobierno de Enrique Peña Nieto, algunos priistas guanajuatenses todavía se ilusionan con los cambios en el gabinete.

El director del Fideicomiso Fondo Nacional de Fomento Ejidal (Fifonafe) Carlos Flores Rico fue nombrado por el secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete, como nuevo coordinador de asesores de la dependencia.

El delegado guanajuatense de esa paraestatal de la que antes poco se conocía, Alejandro Arias Ávila quizá esté encendiendo una veladora para que su viejo amigo, compañero exdirigente del Movimiento Territorial, se acuerde de él ahora que está en el paraíso.

BOTELLO Y CÓRDOVA; EL AGUA Y EL ACEITE, EN EL CEN PRIISTA

Era la primera vez que se les veía juntos en medio de esa guerra fría que protagonizaban. Hace exactamente tres años Bárbara Botello y Ángel Córdova Villalobos aparecían en una foto tomada en el Comité Ejecutivo Nacional del PRI en la antesala de una reunión con el dirigente nacional del tricolor, César Camacho Quiroz.

En la imagen que fue tuiteada por los propios protagonistas con la intención de mostrar una cara distinta a la realidad aparecían ambos personajes además de Roberto Pesquera, tesorero de la administración barbarista.

Estaba ya consumada la designación del doctor como candidato de la coalición PRI-Verde y la presidenta municipal hacía de tripas corazón, una vez que habían fracasado sus intenciones de que Martín Ortiz fuera el elegido.

De hecho, ese mismo día estuvieron en el búnker nacional tricolor el propio Ortiz y Jorge Videgaray.

Una muestra clara de cómo la política es el arte de tragar sapos. Botello quien cultivó una excelente relación con Camacho Quiroz tenía que apechugar justo ante él la imposibilidad de dejar como candidato a su delfín de todo el trienio.

Córdova creía que con esa reunión había logrado encarrilar a la actual diputada federal en su proyecto y que había posibilidad de soñar con la presidencia municipal de León.

Era el planchado político al estilo PRI. Todos disciplinados y aceptando el dedazo supremo de la coalición. Tres años antes, el Partido Verde en Guanajuato había condicionado a Juan Ignacio Torres Landa (QEPD) de que sólo iría en coalición en León si Botello era la candidata, una pragmática y convenenciera propuesta.

En 2015, el Verde volvía a ganar la partida, pero en ese momento la víctima era la abogaba leonesa. Una pugna que era el corolario de una explosiva relación entre barbaristas y el Verde.

Córdova y Botello sonrientes, como si nada pasara. Detrás de ellos, Roberto Pesquera quien hoy es uno de los peces gordos que busca el PAN-Gobierno en la embestida contra la administración barbarista.

El doctor está lejos del bien y del mal de la política mientras que Botello con su fuerza interna, minada y buscando  sobrevivir a la parte más compleja de la embestida del PAN en su contra.

EL FRENTE ANTISHEFFIELD: RESPUESTAS Y DESLINDES

Luego de los rumores y las interpretaciones que corrieron por radiopasillo empresarial el miércoles por la tarde, ayer aparecieron en un intermedio de su encuentro privado en el Club Campestre el dirigente estatal del PAN, Humberto Andrade Quezada, y el presidente del Consejo Coordinador Empresarial, José Arturo Sánchez Castellanos, para precisar los términos de su encuentro.

Causaron ruido y furor en la trastienda de la cúpulas de los hombres del dinero las versiones de que esta y otras reuniones que se avecinan, tienen como fin ponerle freno a las aspiraciones de ser candidato panista a alcalde del diputado federal Ricardo Sheffield Padilla.

Humberto y José Arturo aclararon que esta reunión se dio a solicitud de los empresarios y que solamente tiene como fin plantear a todos los partidos (no sólo al PAN) el perfil de los candidatos que les gustaría ver en la boleta.

Pero ya el ruido estaba sembrado. El propio Sheffield fijó su postura ayer en Twitter sobre las versiones que lo ponen como el malquerido de los hombres del dinero.

“Mantengo una excelente relación con liderazgos empresariales; si un empresario exalcalde, tiene fervor, pavor ante la posibilidad de que yo sea candidato, no representa el sentir de los demás”, escribió temprano en esa red social.

No lo citó directamente pero Sheffield se refiere al coordinador regional de Concamin, Ricardo Alaniz Posada, quien a su vez, enterado de lo que se decía en León, desde Houston a donde viaja con frecuencia, se deslindó de cualquier contracampaña a favor o en contra de alguien.

Sánchez Castellanos evitó, por su parte, meterse entre las patas de los caballos y no abrió fuego contra nadie. Ya pidió cita con otros partidos. En el PRD y en el Verde están por darle fecha y en el PRI, tal parece que Santiago García no está más que para el CEN y el envío de la convocatoria.

Habrá que estar pendientes de la reunión de la siguiente semana de Concamin. Ahora resulta que todos esconden la mano. Pero la anticampaña existe. Así se las gastan los hombres del dinero.