Pólvora e infiernitos

LA OBSESIÓN MORENA, OTRA VEZ BATEADA

UNA MÁS. Luego del resbalón de hace unas semanas cuando quiso plantear un punto de acuerdo para un trámite que no lo ameritaba, ayer el coordinador de la bancada morenista en el Congreso local, Ernesto Prieto Gallardo, volvió a toparse con pared.

CON MOÑO. Solicitó que la Mesa Directiva del Legislativo interpusiera la famosa controversia constitucional por el trámite que el gobernador Diego Sinhue Rodríguez Vallejo dio a su deseo de ratificar a Carlos Zamarripa Aguirre como procurador de Justicia.

SI, PERO… Y sabedores de que tenían todo a su favor, en la aplanadora azul le dieron por su lado y le aceptaron que su propuesta fuera de obvia resolución.

NO MÁS. Enseguida, subió a tribuna la diputada Libia Denisse García Muñoz Ledo para volverle a decir que su propuesta era inviable. Además poco se ayudó Prieto Gallardo porque le escribieron mal uno de los artículos que citó en el discurso.

NI HABLAR. Total que volvió a topar con pared el legislador morenista que parece empeñado en dejar claro su derecho al pataleo aunque se quede solitario y a veces en evidencia porque su cuerpo de asesores, no es muy ducho.

MICRO ESFUERZOS, MACRO DESINTEGRADOS. Por su lado, la diputada del Verde Vanessa Sánchez Cordero, hizo su luchita para el mismo motivo. El miércoles ingresó una carta a la Secretaría General. Todo parece indicar que tendrá el mismo resultado que el de Prieto Gallardo.

VICENTE FOX: EL REGRESO A LA OPOSICIÓN

CAMBIO. Después de un sexenio en el que militó en la legión compleja y difícil de defensores del presidente Enrique Peña Nieto, con la aceptación de la realidad y que ya no recibirá su pensión como expresidente, es un hecho que tendremos a Vicente Fox de regreso a la oposición política.

LA FRASE. “Si quitarme la pensión ayuda significativamente a estos retos, ¡que mejor! O si ayuda a hacer la diferencia en el índice de pobreza extrema, ¡mucho mejor!”

OTROS TIEMPOS. Con toda intención, Fox, le pone ese tono de ironía a sus mensajes. No truena como solía hacerlo contra Andrés Manuel López Obrador en campaña pero sí cuestiona la cancelación de nuevo aeropuerto.

NUEVAS SEÑALES. Sabe perfectamente que si no hay pensión no hay ataduras con la gestión que arranca el primero de diciembre López Obrador. ENSAYO Y ERROR. Y entonces, es probable que volvamos a ver algunos pasajes que habíamos olvidado de esa imagen que cultivó en su larga campaña por la candidatura presidencial.

LA ESTRATEGIA. Un signo de los tiempos por venir. Ya veremos si lo hace con la misma eficacia que lo distinguió antes de que decidiera replegarse estratégicamente.

EN PLATA. Hay políticos cuya personalidad está para militar en la oposición y Fox Quesada es uno de ellos. Las condiciones están dadas para que eso ocurra. Y la eliminación de la pensión es la voz de arranque para los nuevos aires que nos ofrecerá la política a partir de unos meses más.

LA DEL ESTRIBO…

A contrapelo del rasgamiento de vestiduras de Leticia Villegas Nava, algo de pena ajena debió sentir el otro síndico Christian Cruz, quien condujo el proceso de elección de contralor en León.

Y es que después de hacer lo propio como secretario general del Congreso y presumir el parlamento abierto en el palacio legislativo, seguro se sintió en ceremonia del Yunque cuando tuvo que hacer las entrevistas a los aspirantes en las catacumbas del Palacio Municipal.

Desde hace varios días reconoció que las formas ya quedaron en la prehistoria y que hay que trabajar hacia adelante en mejorar el reglamento para que el proceso sea más abierto.

Y tiene razón. Ya será para la próxima. Quienes pregonan la transformación de procesos,  el contralor carnal sigue siendo una realidad en ciudades donde se presume la nueva ola en prácticas de gobierno.

DAVID LANDEROS: A DOS AÑOS DE AQUEL SHOW LEGISLATIVO

“Si usted se quería referir a personas que cobran aquí sin trabajar es una responsabilidad administrativa, y lo pudo haber dicho así, y no llegar a tratar de conducirse con conocimientos básicos de aritmética, gramática y política que no dispone en este momento. Hemos construido y trabajado este año para conducirnos con transparencia y si usted piensa que el fuero le da para acusar a personas con nombre y apellido, es una pena”.

Hace exactamente dos años, desde tribuna, el entonces coordinador panista Éctor Jaime Ramírez Barba noqueaba de esta manera al diputado David Landeros, en ese entonces el único representante de Morena en la Cámara local tras el doble ridículo que hizo.

Primero, al acusar que en el palacio legislativo había aviadores, (empleados que cobraban sin trabajar) y después, cuando tuvo que ofrecer nombres y hacerlo sin ningún sustento. Se ganó con creces una durísima embestida del citado Ramírez Barba y de la entonces coordinadora del Partido Verde, Beatriz Manrique.

Landeros habló de un asesor del Partido Verde y también citó a ClaudiÁngeles y a Ricardo Paz Gómez, adscritos a Movimiento Ciudadano.

Hasta entonces, era el diputado ocurrente de Morena, que había llegado a la curul por sorteo y que no podía preparar por sí mismo un párrafo para leer en tribuna.

Pero ese día se convirtió en el villano de la legislatura mientras comenzaban a quedar claras las razones de sus tropezones. Su grupo de asesores que aprovechaba su ignorancia de algunos temas para ponerlo en evidencia ante sus compañeros de legislatura.

Fue entonces que el PAN comenzó a capitalizar en su provecho, como suele hacerlo, la debilidad de sus opositores. Landeros se peleó con los asesores a quienes acusó de usarlo. El PAN lo procuró y lo fue cooptando. Tenía, además, argumentos suficientes para someterlo.

Los manejos de los dineros en la representación de Morena. Una de las tantas historias de éxito que puede presumir el PAN en su pequeño gran manual de cooptación de adversarios. Por las buenas o por las malas. Con la convicción del adversario que se suma o sin ella.

Fue el debut de Morena en la escena legislativa guanajuatense. Un diputado sin perfil y sin agallas que nunca fue un problema para el partido en el poder que sigue encontrando en el bajo perfil de sus rivales, a su mejor aliado.

CONTRALOR CARNAL EN LEÓN, CON BENDICIÓN PRIISTA

Después de revisar la votación de ayer para elegir al contralor municipal de León, en la que el PAN junto al PRI sacaron adelante el nombramiento de Leopoldo Jiménez como nuevo fiscalizador en este municipio, no sólo tenemos un nuevo contralor carnal en esta ciudad sino a un tricolor que a las primeras de cambio se muestra obsequioso, entreguista y facilito con el PAN-Gobierno.

¿De qué otra manera se pueden explicar los votos de los priistas Alfonso Orozco y Vanessa Montes de Oca, quienes a diferencia de los dos regidores de Morena y la del Verde, votaron a favor del nombramiento de un contralor que tiene claros vínculos con Acción Nacional?

Que se sepa no es militante del PAN pero ha trabajado como abogado del blanquiazul en algunas causas electorales. Ayer, de inmediato los priistas buscaron en redes sociales las referencias del fiscalizador y encontraron una foto del flamante nuevo funcionario en las oficinas del blanquiazul leonés ofreciendo un curso.

Y sí, como dice la síndico Leticia Villegas Nava, no se trata de ser ayatolas o caer en el puritanismo político pero en política lo que parece es. Y si nada como pato, camina como pato y además grazna, no hay ninguna duda.

El nuevo contralor municipal de León es un contralor carnal, electo además en un proceso que va exactamente a contrapelo de la transparencia que por lo menos pueden presumir algunos otros procesos recientes como la elección del fiscal anticorrupción en el estado.

En este caso, tuvimos el desfile de candidatos ante diputados locales. Las entrevistas fueron transmitidas en vivo por internet. Conocimos el perfil, la currícula y las capacidades de los interesados. Lo mismo ocurrió con la elección del nuevo procurador de Derechos Humanos.

En León, todo fue en las catacumbas. Entrevistas en privado con regidores de todos los partidos y el alcalde presente como testigo y gran elector. Al final, la decisión fue de López Santillana, quien se inclinó por alguien que no aparecía entre los más perfilados pero que no resultó tampoco neutral.

Y aunque la síndico ‘Lety’ Villegas se desgarre las vestiduras, el PAN-Gobierno no puede negar que la volvió a hacer. Héctor López Santillana aprovechó las facilidades de una ley que le permite presumir un contralor ‘ciudadano’. Ajá.

Ayer mismo, Leopoldo Jiménez apenas renunciaba al cargo que tenía en la Contraloría de Irapuato donde era director jurídico. Hoy será contralor en León. Un fiscalizador aplaudido por el PAN. Rechazado por el presidente del Consejo Coordinador Empresarial, José Arturo Sánchez, votado en contra por Morena y por el Verde pero avalado por el PRI.

¿Qué ganan los regidores priistas con su voto de confianza? No se trata de que sean reventadores y digan ‘no’ a todo. Pero si el proceso de elección es opaco y el PAN puede sacar tranquilamente el nombramiento con sus votos, es lógico pensar que algo negociaron por su voto.

Porque si no fue así, son muy facilitos.