Redacción

España.- El FC Barcelona ha perdido 97 millones de euros como consecuencia del impacto de la pandemia, según el vicepresidente económico Jordi Moix en un encuentro telemático con los medios.

Este periodo, el Barcelona ha dejado de ingresar 203 millones de euros y ha gastado 74 millones de euros menos. Por lo que se han reducido los ingresos en las partidas de Estadio, patrocinadores y giras, tiendas, derechos televisión, otros, Museo FC Barcelona y eventos.

El Barcelona ha reducido su gasto en 74 millones, un 2% menos, de los cuales 42 son por reducción de los salarios deportivos, 30 en gastos de gestión y el resto en salarios no deportivos.

La deuda financiera se sitúa en 379 millones de euros y la EBITDA (gestión de caja) en 104, 1,64 puntos porcentuales superior a lo que determinan los estatutos del club.

Jordi Moix vicepresidente económico del Barcelona en conferencia/@FCBarcelona_es

Moix ofreció datos sobre las pérdidas anunciadas por otros club europeos. Se refirió a los 71,4 millones que ha perdido el Juventus, los 43,4 millones del Borussia Dortmund y los 110 millones de pérdidas estimados por el Manchester United.

En este sentido recordó que durante la pandemia, los clubes europeos han dejado de ingresar 4 billones de euros, con un 26,3% menos de ticketing.

Supone una caída de ingresos de 199 millones de euros respecto al último año sin COVID-19, donde se produjeron unos ingresos de 990 millones de euros. La idea del club es que se produzca una reducción de la masa salarial.

La previsión que tiene el club es que el estadio se pueda abrir al 25% de su aforo en diciembre y calcula que en febrero alcance el 100% para ir recuperando el presupuesto. “El futuro del club no está en peligro, es sólido”, dijo Jordi Moix.

*Con información de debate.com

AC