CON EL ATERRIZAJE de Adán Augusto López a la Secretaría de Gobernación, cambió la correlación de fuerzas al interior del denominado Grupo Tabasco.

El más vulnerable es el director de Pemex, Octavio Romero, y su segundo de abordo, el director corporativo de Administración y Servicios, Marcos Herrería, sobre quienes pesan ya varias denuncias.

Las quejas van desde crear una red de coyotes que cobran comisiones para liberar pagos de facturas atrasadas a contratistas, hasta convertir a Pemex en agencia de colocación de familiares y amigos.

Al margen de que el Presidente Andrés Manuel López Obrador empoderó a Adán Augusto como virtual jefe del gabinete y pidió ordenarlo, la relación de éste con su paisano Romero no es nada buena.

Aunque los dos gozan de los afectos sinceros del inquilino de Palacio Nacional y lo han venido acompañando en su proyecto político, pertenecen a grupos políticos que son antagónicos.

Con los ajustes que López Obrador hizo primero en la Secretaría de Hacienda y después en la Secretaría de Gobernación y en la Consejería Jurídica, Pemex va entrar a un nuevo estadio en el que Romero no cabe.

La aceptación de Rogelio Ramírez de la O de integrarse al gabinete siempre estuvo condicionada a tener el control del sector energético, particularmente de Pemex, donde ya ha dado sus primeros pasos.

El financiero no está en conflicto con Romero, de hecho se conocen de muchos años atrás y se llevan. Los cambios que ya está introduciendo ni siquiera implicarían la salida del ingeniero agrónomo.

La posición que sí le interesa tomar al secretario es la de la dirección corporativa de Finanzas, a cargo de Alberto Velázquez, quien en los próximos días se integrará a Hacienda.

Se cierra un ciclo en Pemex, el de la primera mitad del sexenio de López Obrador, y se abre otro, el de la la segunda parte, en la que se pretende rescatar a la principal empresa productiva del Estado.

Primero se capitalizará con siete mil millones de dólares, después se reducirá drásticamente el Derecho de Utilidad Compartida que le paga a la Federación y posteriormente se emitirán nuevos instrumentos de inversión.

Esa es la hoja de ruta inicial de Adán Augusto, en lo político, y de Ramírez de la O, en lo financiero. ¿Podrán mover al elefante reumático?

SOBRE ÁLVAREZ PUGA Asociados es preciso señalar que no se está negociando ningún acuerdo reparatorio. Las investigaciones, tanto de la Fiscalía General de la República, que comanda Alejandro Gertz Manero, como las de la Unidad de Inteligencia Financiera, que capitanea Santiago Nieto, se realizan de muchos meses atrás e involucran presunto lavado de dinero y delincuencia organizada. Efectivamente, el bufete de Guillermo Barradas y Roberto Díaz tomó el caso y nada tiene que ver en este escabroso expediente el ex consejero jurídico Julio Scherer. Los litigantes gozan de cabal reeputación. Desde el 2016 tomaron también la representación de los acreedores de Oro Negro, en otra disputa, ésta contra los empresarios Gonzalo Gil y José Antonio Cañedo, una contraoversia que data desde el gobierno de Enrique Peña Nieto. El gobernador de Puebla, Miguel Barbosa, les encomendó el caso de la Fundación Jenkins y, antes, los dirigentes de la Cooperativa Cruz Azul, José Antonio Marín y Víctor Manuel Velázquez, el litigio contra Guillermo “Billy” Álvarez, quien finalmente ayer fue expulsado.

CAMPANAZO MEXICANO: BROXEL, que preside Gustavo Gutiérrez, y los Miami Dolphins, propiedad de Stephen Ross y que dirige Tom Garfinkel, anunciaron ayer en Estados Unidos un acuerdo para que la compañía de tecnología en medios de pago se convierta en la tarjeta oficial de este equipo de la NFL. El tema es relevante dado que es la primera fintech mexicana en tener un convenio con un equipo de la liga deportiva más poderosa del mundo. Los Miami Dolphins tienen nueve millones de fanáticos en el país vecino. Broxel entra de lleno al mercado de Florida, uno de los más importantes, a competir con empresas financieras globales. Las tarjetas estarán disponibles para todo el mercado nortemericano a finales de este año y se acompañarán de la APP Broxel, con una oferta comercial centrada en experiencias y recompensas relacionadas al fútbol americano. El acuerdo también contempla que el Hard Rock Stadium, donde se celebrará la Fórmula Uno a partir de 2022, sea convertido en una experiencia 100% cashless.

PUES CON LA novedad de que el proyecto del Trolebús Chalco-Santa Martha se fue hasta las nubes. En la víspera le informé que rondaría los tres mil millones de pesos. Nada que ver. La Peninsular de Carlos Hank Rhon ofertó siete mil millones 372 mil 848 pesos, HYCSA de Alejandro Calzada siete mil millones 436 mil 698 pesos, ICA que dirige Guadalupe Phillips siete mil millones 570 mil 836 pesos, VISE de Santiago Villanueva siete mil millones 648 mil 690 pesos, Contratista General de América Latina de Hilario Orozco siete mil millones 768 mil 128 pesos, GAMI de Manuel Muñozcano siete mil millones 893 mil 472 pesos y Mota-Engil de José Miguel Bejos ocho mil millones 508 mil 989 pesos. Al final la Secretaría de Movilidad del Estado de México a cargo de Luis Limón se disparó. El punto es que el dinero para su financiamiento llegará del gobierno de Andrés Manuel López Obrador.

QUIEN ESTÁ POR dejar Advent International es su socio director, Enrique Pani. Desembarcó en 2016 como responsable de la oficina mexicana al lado de Luis Solórzano, quien a la postre salió también. Los últimos años no han sido muy buenos que digamos para los fondos de capital de riesgo. El mercado está seco. De las operaciones que Advent ha podido realizar en ese tiempo considere la venta de las funerarias Gayosso, tras siete años de tenerlas en la panza. Intentó adquirir la Universidad del Valle de México y la UNITEC pero al final la parte vendedora, la cadena Laureate Education, que encabeza Eilif Serck-Hanssen, se desistió.