PC: vivienda está a punto de colapsar

La pared principal está desgajada, lo que pone en riesgo a peatones. Foto: Felipe Murillo

No puede intervenir a menos que haya autorización, dice Hernández Ayala

Felipe Murillo

ABASOLO, Gto.- Las constantes lluvias que han caído en el municipio han ocasionado el reblandecimiento de algunas fincas que corren el riesgo de colapsarse, entre ellas la marcada con el número 107 de la calle 16 de septiembre a tan sólo media cuadra de la presidencia.

La pared principal está desgajada, lo que pone en riesgo a peatones. Foto: Felipe Murillo
La pared principal está desgajada, lo que pone en riesgo a peatones. Foto: Felipe Murillo

Al respecto el titular de la Dirección de Protección Civil municipal, Miguel Ángel Hernández Ayala, explicó que desde el año pasado se hicieron observaciones previas en las viviendas que muestran riesgo de desprendimiento de escombro e incluso colapso, señaló que se hicieron notificaciones a los propietarios sin embargo aclaró que no a todos los dueños se les ha podido localizar, de ahí que aún permanezcan sin ser atendidas.

Refirió que en especial en la vivienda de la calle 16 de Septiembre, no ha podido ser atendida debido a que los dueños no han sido localizables, mencionó que aunque cuentan con un número telefónico para contacto de venta colocado afuera de la vivienda abandonada, la persona que contesta les comentó que él solamente está para negociar su compra, y la notificación se la tienen que entregar directamente al propietario de la finca.

El titular subrayó que como Protección Civil solamente están para hacer las inspecciones e informar sobre los riesgos a sus dueños, pero al ser propiedad privada no pueden meter polines para soportar la pared que da hacia la banqueta, ni mucho menos derrumbar, ya que la dependencia corre el riesgo de ser demandada por los propietarios por realizar acciones sin autorización.

Oficios
Detalló que desde octubre del 2014 a la fecha se han entregado 19 oficios por riesgo de desprendimiento, de los cuales en algunos ya los moradores hicieron las reparaciones propias, sin embargo al dueño de la vivienda ubicada en 16 de septiembre no se le ha podido entregar la notificación.