Ocho parejas gay buscan agilizar proceso de boda

Mario César Flores
Muñoz, juez de Distrito. Foto: Archivo

Sandra Medina

LEÓN, Gto.- En el estado, al menos ocho parejas de personas del mismo sexo buscarán contraer matrimonio por la vía legal y su proceso será más ágil, informó el presidente del Colectivo Gay León A. C., Fidel Negrete Vázquez.

Mario César Flores  Muñoz, juez de Distrito. Foto: Archivo
Mario César Flores Muñoz, juez de Distrito. Foto: Archivo

Explicó que en León hay seis parejas que intentan contraer nupcias, una en Irapuato y otra más en Dolores Hidalgo, y lo único que necesitan para iniciar con el procedimiento es la negativa del Registro Civil.

“Bien lo dice la Constitución, que no puedes ser tratado diferente por tener una orientación distinta a las demás personas”, señaló Negrete Vázquez.
Respecto al tema de las adopciones por parte de parejas del mismo sexo, el activista comentó que un hijo es una responsabilidad para cualquier pareja. En ese sentido, resaltó que sería importante analizar bien a quiénes se entregarían los niños, para garantizar que estén bien.

“La pareja tendría que tener ciertas características, y ahí sí estoy de acuerdo en que deben tener restricciones en cuanto al nivel económico, psicológico o emocional de las personas”, señaló.

Resaltan segundo matrimonio

Mario César Flores Muñoz, juez de Distrito en el estado, subrayó que la prohibición a personas del mismo sexo para contraer matrimonio es un acto de discriminación, y está estipulado en los Artículos 1° y 4° de la Constitución, al igual que la restricción para que puedan adoptar.

Recordó que en dos meses él logró que una pareja de hombres se pudiera casar legalmente en el estado (segundo caso) y se suspendiera el juicio para lograrlo, en marzo de este año.

Los novios llegaron ante él para pedirle un amparo, pues en el Registro Civil les negaron el derecho a casarse con base en el Artículo 144 del Código Civil, que señala que esto no se puede realizar entre personas con condiciones contrarias a la perpetuación de la especie; y al Artículo 72, que indica que debe ser entre un hombre y una mujer para ayudarse mutuamente y fundar una familia.

Buscó un instrumento jurídico para salvaguardar sus derechos, porque desde el primer día en que tramitaron el amparo y hasta aproximadamente los seis meses que tardaría el juicio serían sujetos de discriminación.

Para evitar esta situación, optó por la suspensión de plano basándose en el Artículo 1 constitucional, que prohíbe todo acto de discriminación motivado por las preferencias sexuales; también hubo una progresividad en los derechos humanos, para evitar la consumación de actos impedidos por la Constitución.

Comentarios

Comentarios