Nayeli García

Irapuato.-No se puede callar frente a la violencia”, advirtió el obispo Enrique Díaz Díaz ante la muerte del periodista Israel Vázquez, en donde señaló que las autoridades no deben evadir la realidad y su responsabilidad ante la violencia que se vive en el estado y el país, la cual no se va a acabar ocultándola.

Enrique Díaz lamentó y envió sus condolencias a la familia de Israel Vázquez, a quien dijo haber conocido por su participación en algunas parroquias en Salamanca, e hizo un llamado para que no sólo el gremio del periodismo se unan, sino toda la sociedad ante estos momentos de dolor e indignación.

La solución no será callar u ocultar la difícil situación que estamos viviendo, exigimos justicia y seguridad para los periodistas, para la prensa, pero no sólo para ellos sino para toda la población que está sufriendo este flagelo”, apuntó.

Ante la violencia que se vive todos los días, el obispo pidió no rendirse y seguir luchando todos los días en el papel que a cada uno le corresponde, a la sociedad en la educación de sus hijos, la Iglesia en el rescate de los valores y las autoridades no evadiendo su responsabilidad y asumir al realidad que se sufre todos los días.

Creo que la verdad y la voz de la verdad que pretendemos ser no se puede callar frente a la violencia, seguiremos hablando, seguiremos reclamando, seguiremos diciendo, porque el presentar la realidad es el primer paso para poder buscar soluciones”, sentenció.

El obispo atribuyó la situación de violencia del estado a una falta de valores morales en donde el valor de la personas se va perdiendo y esto a su vez genera más violencia, corrupción, masacres y demás, en donde pese a que existen leyes, parecen que sólo son para disimular que se está atendiendo, pero en realidad nadie se hace responsable de este panorama triste y difícil por el que se está atravesando.

DM

Quizá te pueda interesar: