Redacción

Guanajuato.- Un niño de cinco años de edad resultó con una herida en la cabeza al ser pateado por un caballo mientras jugaba cerca del lugar donde se encontraba el equino.

El percance ocurrió la tarde de este miércoles, como a las 13:00 horas, en las inmediaciones de la calle principal de la comunidad Cañada de Bustos, ubicada al sur de la capital.

Mediante una llamada al 911 una mujer explicó lo acontecido y pidió presencia de paramédicos para atender al niño que estaba sangrando de una herida que presentó en la parte superior frontal de la cabeza.

Al lugar arribó personal de Protección Civil municipal quienes de inmediato prestaron las primeras atenciones al menor que resultó con una herida de aproximadamente 15 centímetros, y tras estabilizar al niño lo trasladaron a bordo de una ambulancia al Hospital General, en donde fue reportado en condición de salud estable.

También lee:

LC