Jessica de la Cruz

León.- Las autoridades municipales de la ciudad de León han determinado que no se coloquen los comerciantes ambulantes para el festejo del día 12 de enero tras lo ocurrido el 5 de enero, cuando el ciudadano no respetó las medidas sanitarias y estuvo a punto de salir de control. Esto para evitar mayores contagios por Covid-19.

El titular de Comercio y Consumo, Fabricio Ibarra, comentó que este año no se entregará ninguno de los 400 permisos que se otorgan a los comerciantes ambulantes para que se coloquen en la calle Álvaro Obregón. Debido a que son muchos los comerciantes y que varían entre fotógrafos, puestos de comida, souvenirs, juegos mecánicos y otros artículos.

Además, ya hay un precedente de la poca atención que en estos eventos se le pone a las medidas sanitarias: lo ocurrido el pasado 5 de enero, cuando, aunque fue menor el número de comerciantes a los que se les dio un permiso para instalarse en la calle Ignacio Comonfort, la ciudadanía no respetó las medidas sanitarias ni los protocolos para evitar un mayor número de contagios.

“El 12 de enero se celebra el Día de San Juan Diego o Día de los Inditos. En este momento te puedo decir que no está autorizado y no creo Salud la libere porque no nada más es el comercio, es la festividad religiosa. Entonces, van muchas personas que llevan a sus niños y hace un crecimiento exponencial todavía más fuerte porque van niños”, dijo.

Y puntualizó: “a todas aquellas personas que me han cuestionado si habrá permisos para la próxima festividad del 12 de enero, les he señalado que no. A lo que enfatizó que tampoco existe permiso para la festividad de cuatro días que comúnmente se realiza en la calle Leona Vicario.

ndr