Monumento en Oaxaca alberga semillas de ¡más de 10 mil años de edad!

El Yagul  en  Tlacolula de Matamoros es un Área Natural Protegida con refugio de fauna y flora que preserva a dos sitios arqueológicos prehispánicos y cuevas con vestigios biológicos

Notimex

México.- El Monumento Natural Yagul en el estado de Oaxaca alberga una importante biodiversidad como semillas con más de 10 mil años de antigüedad, así como la preservación de monumentos arqueológicos prehispánicos y una serie de cerca de 150 cuevas prehistóricas.

Ubicado en el Municipio de Tlacolula de Matamoros, bajo la administración de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp) y el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), Yagul es un Área Natural Protegida (ANP) y Zona de Monumentos Arqueológicos (ZMA) con refugio de fauna y flora local.

Además de resguardar una importante biodiversidad y paisajes agroecológicos, el sitio preserva a dos conjuntos de monumentos arqueológicos prehispánicos y cerca de 150 cavernas prehistóricas y abrigos rocosos.

En esos lugares se han encontrado vestigios arqueológicos, petrograbados y pinturas rupestres, que dan testimonio de la vida de los primeros pobladores y agricultores sedentarios del valle central de Oaxaca, dio a conocer la Secretaria del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) en comunicado.

En la cueva de Guilá Naquitz, una de las más representativas de la zona, se han encontrado semillas de cucurbitáceas de 10 mil años de antigüedad, que constituyen los restos más tempranos de plantas domesticadas, tales como chile, calabaza, frijol, descubiertos hasta la fecha en el continente americano.

También se tienen registros de fragmentos de espigas de maíz y semillas primigenias como el Teozintle, que revelan uno de los más antiguos testimonios de la domesticación de plantas y gramíneas cultivables como el maíz.

El paisaje biocultural de las cuevas prehistóricas de Yagul y Mitla pone de manifiesto el vínculo entre el hombre y la naturaleza que dio lugar a la domesticación de las plantas en la América Septentrional y abrió paso al desarrollo de las civilizaciones mesoamericanas.

Yagul, Patrimonio Cultural de la Humanidad, es una región zapoteca que aún preserva su exquisita gastronomía asociada a las semillas criollas, como la segueza, un mole a base de maíz, utilizado en fiestas y mayordomías; además del atole blanco, champurrado, chocolate atole y el nicuatole.

Así también las tlayudas de maíz bolita de diferentes colores (blanco, morado, amarillo y azul), que se producen en San Bartolomé Quialana, o los tamales de puñete y las empanadas de amarillo de pollo, estas últimas también de flor de calabaza.

Existe una bebida de uso ancestral, ya que se liga a las labores de cultivo, pues las mujeres la ofrecen durante el trabajo en campo y hoy en día es un preparado muy apreciado por la comunidad, el tejate; elaborado a base de maíz, cacao y florecita de cacao.

El Monumento Yagul fue decretado ANP el 24 de mayo de 1999, su paisaje natural está conformado por cerros, abrigos rocosos, mesetas, cuevas, planicies, suelos, vegetación y cuerpos de agua que sirvieron de hogar a las culturas antiguas. Entre las especies que alberga, destacan los reptiles, felinos y aves.

Comentarios

Comentarios