Nayeli García

Irapuato.- El exgobernador Miguel Márquez Márquez consideró injusto cargarle toda la inseguridad al fiscal general del estado, Carlos Zamarripa Aguirre, y aunque reconoció que la violencia se desató en sus dos últimos años de gobierno, atribuyó la situación a la coalición y corrupción de Pemex con el huachicol.

Fue al llegar al Gobierno estatal en 2012, cuando Márquez promovió ante el Congreso de Guanajuato la ratificación de Zamarripa en su cargo, como el entonces procurador general de Justicia del Estado. Así, a partir de 2015 cuando comenzó el repunte de homicidios en la entidad, posicionándose en el primer lugar nacional en 2016, que mantiene hasta la fecha.

En 2012 se registraron 692 víctimas de homicidios dolosos en el Sistema Nacional de Seguridad Pública; para el año 2013 la cifra se ubicó en 701 víctimas. Fue a partir de 2014 cuando el indicador llegó a 802 victimas y para 2015 la cifra de homicidios dolosos creció nuevamente, llegando a 969 víctimas.

En 2016 el saldo creció a 1 mil 231 víctimas y en 2017 se ubicó en 2 mil 241. De enero a septiembre del 2018, los últimos meses del gobierno de Márquez se registraron más que todo el año previo con 2 mil 649 víctimas de homicidio doloso en la entidad.

Miguel Márquez este lunes en Irapuato. Foto: Nayeli García

Ver nota: Guanajuato fue la entidad con más homicidios en 2020: Inegi

No obstante, ante las críticas que el Gobierno federal ha realizado por la creciente inseguridad en el estado —y entre lo que figuran los señalamientos del presidente Andrés Manuel López Obrador al trabajo de Carlos Zamarripa o el resultado de la corrupción de los gobiernos anteriores—, Miguel Márquez se postuló en defensa del actual fiscal general y acuñó el repunte de violencia a Pemex y el huachicol.

“Ustedes lo saben bien claro, aquí la inseguridad empezó a crecer por el tema del huachicol. El tema del huachicol, la coalición con Pemex, la corrupción… lamentablemente esto empezó a detonar más la inseguridad en los dos últimos años de mi gobierno. Yo creo que más allá de echar culpas unos a otros, es tomar la parte que nos corresponde, la parte que es del orden federal que los asuma en el tema federal, los locales en lo local, pero siempre coordinados”, defendió.

Aunque consideró que actualmente existe más coordinación entre los tres niveles de gobierno, señaló que se debe de seguir fortaleciendo ese trabajo, pero también la participación de otros actores, como el legislativo, en donde las leyes siguen favoreciendo la impunidad, la sociedad ha perdido los valores y las policías municipales y estatales deben de seguir trabajando para ser más fuertes.

Ver nota: Masacre en Irapuato: matan a ocho personas en la colonia Santa María

En cuanto a la petición del presiente de quitar al fiscal Carlos Zamarripa Aguirre ante la falta de resultados en materia de seguridad, opinó que el pronunciamiento “es más político” que otra cosa.

“Eso es más político…”

Pero es un hecho que los homicidios van al alza…

“Así es, seguimos en el tema de seguridad, pero sería injusto cargarle todo a Zamarripa”, sentenció.

¿Pero a quién le pedimos entonces cuentas?, ante esta pregunta, Miguel Márquez dijo que a todos “porque la seguridad es de todos: de la sociedad, los policías y el tema de las leyes. Yo siempre he insistido en el tema de impunidad, apenas los detienen y los sueltan. Se tiene que dar un cambio drástico en ese sentido”.

Ver nota: Ataque en cervecería deja seis muertos y cinco heridos en Moroleón

No irá por dirigencia del PAN

Ante las encuestas y proyecciones en donde aparece el gobernador Diego Sinhue Rodríguez Vallejo como uno de los posibles presidenciables, Miguel Márquez Márquez pidió que no se distraiga porque el estado merece toda su atención.

El exgobernador comentó que antes que ver los perfiles se tiene que resolver el tema del partido en el interior, buscar estrategias y escuchar qué es lo que quiere la gente.

“Que no se distraiga ahorita, merece toda la atención Guanajuato, su gobierno y que siga trabajando. Le está echando muchas ganas por el bien de Guanajuato”, opinó.

Por su parte, aseguró que no buscará la presidencia nacional del Partido Acción Nacional (PAN), pero urgió a resolver las divisiones al interior del partido para salir como una oposición fuerte y unidad, así como sucedió en Guanajuato, en donde a él le tocó hacer campaña puerta por puerta.

Sin embargo, opinó que el actual dirigente, Marcos Cortés se está equivocando y primero debe de hacer un ejercicio de introspección y análisis de los resultados electorales, en donde fue evidente que le faltó escuchar a los actores políticos dentro del partido y a nivel nacional, así como a la sociedad, que señaló, esperaba más del PAN. 

Aunque descartó que exista un problema al interior del PAN y negó una división, sí consideró que se debieron escoger mejores los perfiles, pues no se escuchó a la ciudadanía y no era lo que ellos esperaban de sus candidatos.

ac