El periódico de la Ciudad del Vaticano, El Observador Romano, informó que el Papa Francisco nombró a monseñor Víctor Alejandro Aguilar Ledesma nuevo obispo de la Diócesis de Celaya. Un representante de la iglesia católica para once municipios guanajuatenses: vallense y conocer del dolor humano, porque ha recorrido la llamada zona caliente de los estados de Guanajuato y Michoacán: antes de su designación ha fungido como obispo auxiliar de Morelia.

Si bien es cierto que el nombramiento del nuevo prelado es parte del canon nacido de la renuncia del obispo Benjamín Castillo, por sus 75 años de edad, también es menester “puntear” que en la sede papal quieren aprovechar esta renovación para llevar esperanza -en momentos tan violentos- a sus feligreses de Cortazar, Villagran, Apaseo el Alto,  Apaseo el Grande, Santa Cruz de Juventino Rosas, Comonfort, San Luis de la Paz, Celaya, San Diego de la Unión, Dolores Hidalgo y San Miguel de Allende. Aguilar dijo que Celaya es su tierra.

Es posible que en la segunda quincena del mes de Santiago, julio, el nuevo obispo Alejandro Aguilar Ledesma, nacido en Valle de Santiago el 5 de abril de 1965, inicie los recorridos por la Diócesis porque ha mencionado que su pastoral la ejercerá andando. Es posible desvelar otro futuro movimiento de quien porta las Sandalias del Pescador: el Arzobispo de León, Alfonso Cortés Contreras, se acerca a la edad marcada por el derecho canónico para su retiro. La evolución de las representaciones de la iglesia Católica en Guanajuato pasa por una actitud “discreta” hacia la “frescura”.

2.- Rostros de las LXV, federal y local

Con base en el total de votos contabilizados en la elección estatal, el 25 de septiembre la Sexagésima Quinta Legislatura del Congreso del Estado quedaría instalada con cinco representaciones partidarias: PAN con 21 diputados; Morena, con siete; PRI, cuatro; PVEM, dos; y MC otros dos. Una mayoría del partido conservador, fortalecida, para la segunda parte del sexenio del gobernador Diego Sinhue Rodríguez. Morena, primera minoría también creció.

A pesar de que la bancada albiazul –todavía sin pastor designado, aunque se rumora sería Luis Ernesto Ayala- será la que ocupe la mayor cantidad de presidencias de comisiones y la Junta de Gobierno, se espera que el partido rojo marrón con Alma Alcaraz, podrían presente un frente importante de oposición que ayude a mejorar las propuestas del Poder Ejecutivo; podrían servir de punta de la oposición para unir agendas. El PRI repetiría con cuatro diputados y el colmillo retorcido.

En la Cámara de Diputados Federal se definió que Morena y sus aliados alcanzarán 95 legisladores plurinominales, 76 de ellos para los rojos marrón; doce verdes y siete al PT. A la alianza Va por México le correspondieron 89: el PAN con 41, con Román Cifuentes entre ellos; el PRI, 40; y PRD, ocho. Por su lado, MC obtuvo 16. Al final, el partido del presidente y sus asociados tendrán 281 diputados, una disminución sustancial ante el 2018, no pueden hacer reformas constitucionales. En Guanajuato, el gobernador tendría mayor apoyo legislativo que el presidente, pero la “práctica” determina.

3.- Salida en falso

La lucha entre Ricardo Sheffield Padilla y Carlos Zamarripa Aguirre será política, no legal. Y en ese campo el fiscal general del estado llega en desventaja. Su decisión de demandar al excandidato de Morena a la alcaldía de León, luego de que este lo acusara en la campaña de vínculos criminales, parece que no fue una decisión sometida a la prudencia y el cálculo político, a pesar de que haya una legítima aspiración de reivindicación de su nombre para Zamarripa, mientras no compruebe sus dichos el leonés.

No se sabe si la decisión del fiscal se consultó en Paseo de la Presa, pero lo cierto es que mediáticamente Sheffield ya ganó posición al declararse, desde la capital del país, perseguido político y exiliado de Guanajuato con su familia, pues anuncia que está en riesgo su vida. No olvidan recordar, tampoco, la cantidad de años que Carlos Zamarripa ha estado al frente de la procuración de justicia estatal, ni el primer lugar en homicidios dolosos y alta presencia del crimen organizado.

El derrotado y vapuleado morenista, a quien le cortaron las alas para buscar la gubernatura, ahora resucita al adoptar la victimización política. Enfatiza el momento: el movimiento del fiscal general del estado se dio dentro del proceso electoral, cuando aún estaban calientes los votos y cuándo le tocaba, precisamente a Zamarripa, revisar denuncias de Morena sobre uso de recursos públicos locales en la elección leonesa, lo que le restará credibilidad a sus pesquisas.

De la Valija. Una de vaqueros

Algo muy raro pasa en Yuriria, de buenas a primeras y a poco de que termine el trienio, el Ayuntamiento que preside Salomón Carmona Ayala aprobó la contratación de la empresa Grupo de Tecnología Cibernética S.A de C.V., bajo el eufemístico concepto de servicios integrales de apoyo para la migración y emisión del pasaporte mexicano electrónico, por 55 mil 162 pesos por mes, trascendiendo su mandato, pues será a 60 meses, bajo una licitación federal, dicen, que pagan los yurirenses.

Sucede que dicho pasaporte, sólo lo emitirá, porque hoy no existe, la Secretaría de

Relaciones Exteriores del Gobierno de México hasta octubre de 2021 y sólo podrán expedirlo los consulados mexicanos en los Estados Unidos, de acuerdo a lo dicho por Jaime Vázquez Bracho, director general de servicios consulares de la Secretaría de Relaciones Exteriores, hace apenas un par de semanas. Sería bueno saber cómo logró Salomón Carmona hacer lo que es competencia exclusiva federal.

Contra retrato

Francisco López Tostado

Goza de una nueva oportunidad política en el estado de Guanajuato, pues aún gravita en la memoria pública la acusación que le hicieron varios gobernadores por un sospechoso retraso de recursos destinados a atender el problema de la sequía, cuando fue coordinador general de delegaciones de Sagarpa en el último año del sexenio calderonista. También la Secretaría de la Función Pública lo acusó de favorecer a la empresa de un hijo suyo en la entrega de biofertilizantes, que después eran revendidos.

Francisco López Tostado, presidente del Consejo Estatal Agroalimentario de Guanajuato, llega al cargo en un momento de difíciles condiciones para la gente del campo, precisamente por la sequía, donde también hay quejas por la insuficiencia de recursos públicos que apoyen la siembra.

Al tomarle la protesta, el gobernador le indicó que cuentan con el apoyo de su administración. Sin embargo, López Tostado está llamado por su organización a luchar por más dinero para el campo con la Federación, que ha limitado los apoyos, precisamente por un tema añejo, la sangría de recursos derivada de la corrupción. Y claro, enfrentar la sequía.